30 de Mayo, 2011

El Fukushima en llamas, charla-coloquio sobre la energía nuclear, el 31, en el Ateneo de Badajoz

Por El Avisador - 30 de Mayo, 2011, 20:32, Categoría: General

Mañana, martes, habrá una charla-coloquio en el Ateneo de Badajoz, con el título de El Fukushima en llamas. En el que, partiendo del relato del cineasta Akira Kurosawa, "El Fukushima en rojo", se dialogará sobre la energía nuclear y las perspectivas futuras, después de los recientes acontecimientos ocurridos en Japón.

El acto, que se inscribe dentro de la sección "Palabra, Política, Pensamiento", dará comienzo a las 20,30 horas, siendo la entrada libre. Coordina Francisco Javier González del Álamo.


Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Ruta de la batalla del Gévora, el 5 de junio, con IC Baluarte

Por El Avisador - 30 de Mayo, 2011, 16:43, Categoría: General

Dentro de los actos que se vienen celebrando en Badajoz, con ocasión del Bicentenario de los Sitios de Badajoz (1811-2011), el próximo domingo, 5 de junio, habrá una visita guiada, denominada Ruta de la batalla del Gévora, que organiza la Iniciativa Ciudadana "Baluarte", con el siguiente recorrido:

Salida de la Plaza Alta, en dirección al fortín de la cabeza de Puente de Palmas, visita al fuerte de San Cristóbal (explicaciones del mismo y su papel en la batalla), y bajada por el Gurugú hacia el camino natural que sale detrás del Semillero de empresas, hasta el puente de Gévora, por el de Cantillana, donde se rememorará la batalla y el paso del ejército francés por el río Gévora. Recorrido aproximado: 15 kilómetros.

Por último, decir que la salida de la ruta se efectuará a las 9,00 horas, estando abierta a todo el mundo. Eso sí, se ruega a todos que lleven ropa y calzado cómodos, así como su presencia en el lugar de salida, unos minutos antes.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Pinturas de Leticia Moreno Pérez, el 3 de junio, en el café-bar La Galería

Por El Avisador - 30 de Mayo, 2011, 16:28, Categoría: General

Continuando con su programa de exposiciones artísticas todos los meses, los cabezas pensantes del café-bar La Galería (Arias Montano, 8, esquina con Montesinos) me dan un toque para avisarme que el próximo mes de junio expondrá sus pinturas en su local, la artista Leticia Moreno Pérez.

La muestra se abrirá el viernes, día 3, y estará abierta hasta el 30.


Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Presentación de Biblia apócrifa de Aracia, de Juan Ramón Santos, el 3 de junio, en el MEIAC

Por El Avisador - 30 de Mayo, 2011, 16:18, Categoría: General

Pedro:

El viernes, 3 de junio, presentamos en Badajoz la novela Biblia apócrifa de Aracia, de Juan Ramón Santos, publicada por Del Oeste Ediciones. La presentación correrá a cargo de Enrique García Fuentes y contará, además, con la presencia del editor y escritor, Manuel Vicente González.

La cita es a las 20,30 horas, en el salón de actos del Museo Extremeño e Iberoamericano de Arte Contemporáneo (MEIAC), en Virgen de Guadalupe, 7.

Te esperamos.

Del Oeste Ediciones
deloesteediciones@deloesteediciones.es


Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

28-M: Fiesta azulgrana en Badajoz, la noche que el Barça se proclamó tetracampeón de Europa

Por El Avisador - 30 de Mayo, 2011, 9:58, Categoría: General

La noche del pasado 28-M pasará a la pequeña historia local porque miles de pacenses, de todas las edades, sexo, condición social y procedencia, con el azul y el grana como bandera, celebraron ruidosamente, junto a la fuente de la Constitución, la fuente de los campeones, el triunfo del FC Barcelona ante los indomables leones rojos del Manchester United (3-1), en el mítico estadio de Wembley, con goles de Pedrito, Messi y Villa, consiguiendo su cuarta Copa de Europa --la Champions League, que dicen los pijos-- las dos últimas, con Pep Guardiola como entrenador.

Y eran, exactamente las 22,37 horas, tras el pitido final del húngaro Viktor Kassai, cuando las aguas --deportivas, se entiende-- se salieron de padre, madre y muy señor mío en Badajoz. Con cientos, qué cientos, miles de aficionados y simpatizantes del Barça, en especial, jóvenes y jóvenas, con sus camisas deportivas, banderas y bufandas en ristre, saliendo como una exhalación de todos los bares y locales hosteleros de Santa Marina, donde ponían el partido por la tele, con pantallas de taitantas pulgadas. Y desde mi balcón, a medio camino entre la plaza de Santa María de la Cabeza y la fuente de la Constitución, pude ver la riada, qué riada, el tsunami humano, celebrando, enfervorizado, el nuevo título:

¡Campeones, campeones, oé, oé-oé!
¡Campeones, campeones, oé, oé-oé!
¡Campeones, campeones, oé, oé-oé!


Con el gentío cruzando los pasos de peatones a la ligera, sin acordarse de los semáforos ni de los coches que, a esas horas y en todas direcciones, hacían sonar sus claxons triunfales. Era el inicio de la madre de todas las fiestas deportivas en azul y grana en Badajoz: la celebración de un título, en este caso, europeo, con epicentro en la fuente de la Constitución, en la céntrica avenida de Europa, en el cruce con las de Enrique Segura Otaño y Fernando Calzadilla Maestre.

Y allá que nos fuimos, en compañía de la patronal, bloc de notas en ristre, mientras decenas de hinchas culés se acercaban corriendo, luciendo toda la simbología del equipo de sus amores: camisetas de todos los diseños y colores, pañuelos, bufandas, banderas, gorros y qué sé yo. La fuente estaba sequita y a oscuras, por lo que la muchachada se había arracimado junto a dos jardincillos, de los cuatro de que consta el entorno de la fuente. Sin dejar de cantar, acordándose de su "eterno" rival, el Madrid:

¡Que bote, que bote, madridista el que no bote!
¡Que bote, que bote, madridista el que no bote!
¡Que bote, que bote, madridista el que no bote!


Y más madera, hermanos:

¡Madrid, cabrón, saluda al campeón!
¡Madrid, cabrón, saluda al campeón!
¡Madrid, cabrón, saluda al campeón!


Y la gente, enardecida, en contra de la costumbre, que se había apretujado fuera de la fuente. La cosa se explicaba porque los más exaltados de la muchedumbre habían encontrado agua, tan necesaria para el "bautizo", pero en otro lugar: las muchas bocas de riego por aspersión de los dos jardincillos, que rompieron a golpes. Con lo que el agua manó en abundancia durante toda la fiesta. Y venga la gente a brincar y a cantar, brazos en alto:

¡Illa, illa, illa, Villa, maravilla!
¡Illa, illa, illa, Villa, maravilla!
¡Illa, illa, illa, Villa, maravilla!


Y vengan más cánticos de homenaje:

¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!
¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!
¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!


Y, el colmo, moviendo al compás todo el mundo sus brazos, arriba y abajo, en señal de pleitesía:

¡Meeeeessi, Meeeeessi, Meeeeessi!

A todo esto, los jardines, chorreandito, y los más intrépidos, echando agua a diestro y siniestro, ante el alborozo general. Y venga ese desfile interminable de camisetas mojadas o empapadas, con los nombres y los números de los jugadores en el dorsal, y de todos los colores: azulgrana, naranja, azul, amarilla... Y vengan las parejitas, enfundadas en grandes banderas, dándose abrazos y besos a tornillo de felicidad. Y vengan los jubilatas y pensionistas, con su camisola deportiva, paseándose, ufanos ellos, bien alejados del centro de la movida, pero encantados de haberse conocido. Y vengan los botellones y las latas de cerveza, pasándose de mano en mano. Y el cava barato del supermercado. Y el cubata made in botellón. Y vengan más gritos de ánimo, incluidos los de una parejita que porta la bandera de la mismísima Unión Jack:

¡Que bote Badajoz!
¡Que bote Badajoz!
¡Que bote Badajoz!

Y es entonces cuando empiezan a atronar los cohetes y los petardos. Y es el momento en  que empiezan a lucirse los tíos de las bengalas, iluminando fantasmagóricamente todo el escenario, en tanto el gentío en derredor, con sus móviles y cámaras digitales, graban los mejores momentos para la posteridad. Y venga más leña al mono, colegas. Y más brincos y más brazos en alto, y más gritos a coro:

¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!
¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!
¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!


MASCLETÁ
Son algo más de las once de la noche y la fiesta reluce de esplendor. Con banderas y bufandas al aire, bombas y cohetes por todas partes, que la noche es nuestra. A lo que se suma una panda de trompetillas, tocando espantosamente, y allí no hay quien se entienda, sólo por señas. Y un cuarto de hora después, a punto el mocerío de quedarse sin voz, que veo cómo por la avenida de Fernando Calzadilla, en dirección a la fuente, aparece una panda de hinchas, en plan manifestación, detrás de una enorme pancarta, donde sobresalen los colores azul y grana y el verde, blanco y negro de la bandera extremeña. Son los mozos y las mozas de la peña del FC Barcelona en Badajoz, que vienen en son de guerra. Festiva, se entiende. Y no habían recorrido más que unos metros, que van y revientan una traca delante de su enseña. Y otra. Y otra más. Al más puro estilo de las mascletás valencianas. Y vengan bombazos. Y la gente, al ver la humareda, que no sabía si echar a correr o quedarse. Y, apenas recuperado el resuello, con el corazón a punto de salirte por la boca, venga una tirada de fuegos artificiales, que ni los de la feria de San Juan.

Y eran las 23,20 horas, con la muchedumbre en pleno éxtasis, bailando, cantando y dando gritos de alegría. Y los espectadores de la zona trasera, maravillados, casi sin habla. Y los cánticos, sin solución de continuidad, que arrecian:

¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!
¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!
¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!

¡Madrid, cabrón, saluda al campeón!
¡Madrid, cabrón, saluda al campeón!
¡Madrid, cabrón, saluda al campeón!

¡Sí, sí, sí, la Copa ya está aquí!
¡Sí, sí, sí, la Copa ya está aquí!
¡Sí, sí, sí, la Copa ya está aquí!


Los jardines, empapaditos, están siendo arrasados por las hordas azulgrana y el agua corre a borbotones por las calles aledañas. Pero como si nada, la hinchada culé, a lo suyo, cantando y bailando, todos a una, Barçaovejuna. Y ahora, ¡atención!, que resuena el estribillo del himno oficial:

Azulgrana al viento,
un grito valiente,
tenemos un nombre,
lo sabe todo el mundo:
¡Barça, Barça, Baaaarça!


Y el último verso, coreado por miles de almas. Espectacular. Y la fuente y sus alrededores, a punto de venirse abajo. La gente, que se está dando un baño de masas, además del otro, aparece feliz, radiante, satisfecha. Y la fuente, que vuelve a poblarse, pero sin llegar al lleno. Y los mozos que sacan agua del fondo de la pileta, nos imaginamos cómo. Usando conos señalizadores de tráfico, con los que están "bautizando" a discreción al pueblo soberano, que vuelve a estallar de júbilo. Y, de manera insólita, con vítores novedosos:

¡Que viva España y viva Cataluña!
¡Que viva España y viva Cataluña!
¡Que viva España y viva Cataluña!


BENGALAS Y TROMPETAZOS
Y las bengalas, que vuelven a iluminar la gran noche del Barça en Badajoz. Y vengan más bombazos, y más trompetazos, la madre que los parió. Y más familias con pequeñuelos sobre los hombros del papi, en tanto las mamis, derretidas, les hacen un millón de fotos, con toda la movida de fondo. Y la fiesta, que no decaiga:

¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!
¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!
¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!

¡Meeeeessi, Meeeeessi, Meeeeessi!

¡Illa, illa, illa, Villa, maravilla!
¡Illa, illa, illa, Villa, maravilla!
¡Illa, illa, illa, Villa, maravilla!


Y un recordatorio, sobre sus intenciones de futuro:

¡El año que viene, volvemos otra vez!
¡El año que viene, volvemos otra vez!
¡La-rá, la-rá, volvemos otra veeeeez!


Y otro, inmisericorde, en esta ocasión, dirigido al entrenador del equipo blanco de los Madriles:

¡Muriño, muérete, Muriño muérete, Muriño, muéreteeeee!

Y otro, de la misma ralea escatológica, para Mou:

¡Ese portugués, hijoputa es!
¡Ese portugués, hijoputa es!
¡Ese portugués, hijoputa es!


Son las 23,45 horas y la gente empieza a retirarse en todas direcciones, poco a poco, paso a paso. Y en estos momentos, veo cómo un aficionado, talludito él, con su camiseta reglamentaria, lleva una bandera roja y gualda anudada al cuello. Es la única enseña de España que he visto durante la fiesta. Empiezan a sonar más cercanos los claxons de los coches: la policía local, que ha mantenido férreos controles de acceso al lugar, los está dejando pasar, señal de que la fiesta acabará pronto. Pero ¡quiá!, los que van quedando, cada vez menos, inasequibles al desaliento, que siguen, erre que erre, con sus cánticos apasionados:

¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!
¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!
¡Xavi, Iniesta, esto es una fiesta!

¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!
¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!
¡Oé, oé-oé-oé, oé, oé!

¡Campeones, campeones, oé, oé-oé!
¡Campeones, campeones, oé, oé-oé!
¡Campeones, campeones, oé, oé-oé!


EPÍLOGO
Son las 00,15 horas, domingo ya, cuando cogemos el camino de regreso a nuestros lares. Los coches van y vienen, banderas y bufandas al viento, mientras un grupo de aficionados, en la retirada, tiene tiempo de poner su megáfono y reproductor de CDs, dos en uno, a un millón de watios, para que se oiga bien el estribillo del himno del club de sus amores:

Azulgrana al viento,
un grito valiente,
tenemos un nombre,
lo sabe todo el mundo:
¡Barça, Barça, Baaaarça!


Y esto es lo que dio de sí la ruidosa noche del 28-M
en Badajoz, la noche en que el Barça, el mejor club del mundo, se proclamó brillantemente campeón de Europa en el mítico estadio de Wembley (Londres), haciendo doblar la rodilla a los leones rojos del Manchester United, los hijos de la Gran... Bretaña. 

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Calendario

<<   Mayo 2011  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog