Ha muerto Paco Carrallo

Por El Avisador - 8 de Diciembre, 2008, 23:05, Categoría: General

Hace unas fechas que fallecía en Badajoz Paco Carrallo, y me he enterado por el semanario Iglesia en Camino. A los 77 años de edad y después de soportar con entereza admirable una dolorosa enfermedad. Quién no conocía en Badajoz a Paco Carrallo. Visitador médico en sus años de juventud y madurez, y desde hace más de cuarenta años, colaborador asiduo e incansable en los diferentes movimientos de la Iglesia en esta ciudad. Con especial dedicación al de Cursillos de Cristiandad, donde hizo de todo, desde campanillero a rector-coordinador. Y ha muerto días después de que el Arzobispado de Mérida-Badajoz le hubiera concedido su medalla de honor, en un acto multitudinario celebrado en el paseo de San Francisco, con ocasión de las Jornadas diocesanas de la Familia.

Paco Carrallo era un tipo especial, de baja estatura, inquieto, dicharachero y pendiente de los demás. Y siempre con su sonrisa a flor de piel, marca de la casa. Porque era estar con este hombre y se acababan las penas. Como os lo cuento. Proverbial contador de chistes y anécdotas, se metía en el bolsillo al auditorio, haciendo que florecieran las sonrisas de forma permanente.

Yo lo conocí de cuando, como visitador médico, se reunía en la cafetería de La Marina a la hora del café o del aperitivo con los médicos del cercano Hospital de San Sebastián, ya desaparecido. Y mira que había personajes de renombre, entre afamados médicos especialistas, cirujanos y demás. Bueno, pues el centro de las tertulias siempre era nuestro Paco. Encantador, amabilísimo, la simpatía personificada.

CURSILLOS DE CRISTIANDAD
Más tarde, pasó por los famosos Cursillos de Cristiandad --que, por cierto, ahora cumplen medio siglo en Badajoz--, donde, además de querido y respetado, era toda una institución. Alegrando los descansos de las largas jornadas con sus retahílas de chistes y chascarrillos. Y es que nuestro Paco tenía una gracia especial para contarlos.


Pero es que hay más. Y es que, ya en su jubilación, fue uno de los pioneros de la Universidad de Mayores, donde se graduó tras cinco años de estudios, aparte de llevar algunas responsabilidades más.

En sus últimos tiempos, cuando nos topábamos con él y al ver los estragos que causaba la enfermedad, Paco restaba importancia a lo suyo y siempre tenía palabras de aliento para los demás, a quienes consolaba en sus cuitas. Se sentía seguro de sí, sabiendo que se ponía en manos de Dios. Y sin perder nunca su sonrisa. Sello de la casa, marca "Carrallo".

Descanse en paz el querido amigo, y vayan desde aquí mis condolencias a su esposa, hijos y demás familia, así como a los muchísimos amigos que se granjeó en vida. Paco ya no está con nosotros, pero nos quedará su fortaleza como creyente, su estilo de vida y su sonrisa.
Marca "Carrallo", ¿cuál, si no?

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Calendario

<<   Diciembre 2008  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31     

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog