Caco y Lena: cuando la cigüeña viene de Oporto

Por El Avisador - 7 de Abril, 2008, 17:21, Categoría: General

El mozo se llama Silverio, pero cuando lo llaman los amigos han de emplear su seudónimo: Caco. Si no, como si hablaran con la pared, que no responde. Caco por aquí, Caco por allá, Caco por acullá... El caso es que Caco es un badajocense bien plantao, algo tímido, al que conozco de Badajoz hace la intemerata, con 31 tacos, uno menos en Canarias y las Azores, economista de pro, que desde hace unos ocho años se lió la manta a la cabeza y se fue a hacer los Portugales, desembarcando en Oporto, la gran capital del Norte, la Barcelona portuguesa. Y trabaja en una gran empresa de alimentación de la ciudad, llevando las cartillas y contando las perras. Y es de ésos a los que les puedes comprar un coche de quinta mano con los ojos cerrados, legal por los cuatro costados.
Caco es un encanto de criatura y una de sus aficiones favoritas es Internet y relacionarse con los amigos que los tiene repartidos por toda España y Portugal, además de otros lugares del mundo mundial. Además de gustarle un montón el senderismo y los deportes de aventuras. Que manda huevos con el menda, no sabíamos esa afición suya como émulo de De la Quadra Salcedo. Pero el tal Caco, que las mata callando, resulta que, al llegar la noche, parece un gentleman y le encanta organizar cenitas con los amigotes, bien fuera o en casa. Y tomarse unos pelotazos de oporto, que entran de puta madre.

LENA
Bueno, a lo que iba, que me enrollo más que una persiana portuguesa. Pues resulta que hará cosa de dos años y pico que conoció a una guapa moza lusitana, Helena de nombre, Lena para los amigos, y al ver al gallardo badajocense cuentan las crónicas que se quedó prendada del muchacho, como traspuesta, y, al volver en sí, parece que dijo aquello tan célebre:
--Este conquistador extremeño me lo quedo, que lo vi la primerita.
Y vaya si se lo quedó. Y es que las portuguesas, cuando eligen, es que eligen de verdad. Y, claro, se enrollaron divinamente y, desde entonces forman una parejita de las mejor avenidas de los Reinos de España y Portugal.
Y hace un mes, aproximadamente, que Caco y Lena, Lena y Caco, han anunciado a sus  íntimos y demás amigos que esperan un hijo. Así, por las buenas. Y para confirmarlo que el baranda me ha mandado un correo:
--Pedro, en septiembre, si las cuentas no me fallan, seré papá. Que sí... Que no es broma...
Y para comprobarlo que me adjunta...  ¡una ecografía del nonnato! ¿Será posible? Y ya tienen varios nombres elegidos:
--Si es niña se llamará Inés, y si es niño, Santiago --me dice cayéndosele la baba el hispanoluso.
Y los abuelos paternos, Silverio y Reyes, aquí en Badajoz, felicísimos por contar con otro nieto --el tercero--, pero éste no es como los demás, que es hijo de España y nieto de Portugal.
Y es que con tanta globalización y cambio climático, las cigüeñas han perdido el rumbo y ya no vienen de París. Como en este caso, que vienen de Oporto.
Caco y Lena, Lena y Caco, enhorabuena. Y salud para criarlo, que decimos por estos pagos.


Permalink ~ Comentarios (1) ~ Comentar | Referencias (1)

Calendario

<<   Abril 2008  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30     

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog