Abril del 2006

Por tierras del alcalde más famoso de Extremadura

Por El Avisador - 30 de Abril, 2006, 16:50, Categoría: General

Pues no me estoy refiriendo al de Olivenza, Ramón Rocha, ni al de Mérida, Pedro Acedo. Como tampoco al de Cáceres, José María Saponi, ni al de mi queridísimo pueblo, Peraleda de San Román, en la comarca cacereña de La Jara, Evelio Carbonero, medio pariente mío, por cierto. Que me estoy refiriendo a Pedro Crespo. ¿Y quién es Pedro Crespo? ¿Pero no lo habéis cogido ya? Sí, hombre, sí, mujer, el famosísimo alcalde de Zalamea de la Serena, el que inmortalizara para los restos Calderón de la Barca en su inmortal drama El Alcalde de Zalamea. Que ayer sábado, con ocasión de una interesante jornada balonmanística por tierras de Zalamea y Castuera, con los mejores equipos juveniles de Extremadura, allá que nos fuimos Pili, Laura, mi nieta mayor --la que mantiene ahora la llama ardiente del balonmano en la familia-- y el abajo firmante acompañando a la expedición del APB juvenil. Con el consiguiente madrugón, pero eso no importaba. Por lo que cogimos carretera y manta --autobús de A. Blanco-- y, tras recoger a otra expedición de jóvenes y adolescentes de Tierra de Barros en Almendralejo, la ciudad de la cordialidad --Julio Luengo dixit ad kalendas graecas-- cogimos la N-630 para, a la altura de Torremejías, girar a la derecha e internarnos, ¡siguiendo la comarcal Olivenza-Don Benito!, por tierras de Alange, Guareña, Mengabril, Don Benito, La Haba, Quintana y, por fín, la Zalamea de don Pedro Crespo. ¡Oh, La Serena, tierra de amplísimos espacios, cielos límpidos, horizontes lejanísimos, tierra de pastos y rebaños de ovejas, con sus quesos, jamones, aceites y vinos con denominación de origen, sus dulces deliciosos, el trato amable de sus gentes...!
Y, ya en Zalamea, tras las disputas deportivas, que nos damos un garbeo por la población y lo primero que nos damos cuenta es que Pedro Crespo y Calderón de la Barca están omnipresentes en este lugar: escuelas, calles, monumentos, lápidas conmemorativas, bares, restaurantes, hoteles, tiendas, marcas de vino... Y en la fachada de su espléndido Ayuntamiento, donde el granito de Quintana sobresale en su factura, hay un hermoso panel de cerámica decorada --copiado hasta la saciedad en otros muchos lugares del pueblo--, como homenaje a su famosísimo alcalde calderoniano, que dice:

ZALAMEA, A PEDRO CRESPO
Al Rey, la hacienda y la vida
se ha de dar, pero el honor
es patrimonio del alma
y el alma sólo es de Dios.
En 13 de Sepbre. 1925
Y luego, tiempo para recorrer las plazas y calles del pueblo, en especial la céntrica y empinada vía de Feria, animadísima de personal a esas horas del mediodía, repleta de locales comerciales, bancos y cajas de ahorros, además de numerosos locales de quinielas y juegos de azar e, increíblemente..., ¡media docena de pubs, discotecas y similares en el mismísimo centro!, lo que quiere decir --que la policía no es tonta-- que este hermoso lugar, de unos 5000 habitantes, es un pueblo de posibles, con pasta para caer malo. Rico, vamos. Y al final de la calle Feria está la plaza de la Constitución, la antigua iglesia parroquial de Ntra. Sra. de los Milagros (s. XIII) y el sensacional dystilo romano, de carácter sepulcral, único en la península Ibérica, con dos enormes pilastras bastante bien conservadas. Sin olvidarnos de la Casa de Pedro Crespo, y, ya en las afueras, del importantísimo yacimiento protohistórico de Cancho Roano (ss. VI y V a. C.), de origen tartésico. Con que aprovechamos para hacer decenas de fotos en la plaza, mientras los del mercadillo ambulante recogen sus bártulos, que hoy ha sido día de mercata en el pueblo, por eso tanta animación en sus calles.

TIEMPO PARA PICAR Y COMER
Y antes de comer con la muchachada, tiempo para visitar algunos de sus populares bares, tascas y tabernas, para degustar los mejores productos del lugar, como La Parada, al lado del Ayuntamiento. Porque estamos, señoras y señores, en el pueblo donde confluyen cuatro denominaciones de origen, cuatro. Sus quesos, D. O. Queso de La Serena, sus jamones, D. O. Dehesa de Extremadura, sus vinos, D. O. Ribera del Guadiana, y sus aceites, D. O. Aceite de Monterrubio. Casi ná. Y en La Parada tienes tiempo, además de conocer e intimar con su dueño, un tipo abierto y peculiar, Pascasio Gil Blázquez, de probar una serie de exquisiteces como el bacalao rebozado, el cochinillo frito, los pajaritos en su salsa y, si tienes apetito,... ¡los "pascasines" de jamón, queso, lomo...! Porque un "pascasín" --de Pascasio, el titular-- es un gigantesco bocadillo de jamón, queso, etc., donde te ponen cuarto y mitad de lonchas de jamón, queso de la Serena o lo que sea menester, que te quedas comido, merendado y cenado. Indicado para la gente que viaja con prisa y tiene que salir a escape en el autobús.
Pero lo bueno es que, al hilo de los "pascasines", que entro en conversación con Pascasio, un tipo especial, elegantísimamente vestido con una camisa de seda, blanca con rayas azules, remangada sólo a la altura de las muñecas, todo un señor, y al decirle que veníamos de Badajoz, aquéllo fue el acabóse. Que me dice que Badajoz le gustaba mucho, que hizo la mili en Aviación, en Talavera, y que se pasaba por Badajoz muchas horas de ocio y entretenimiento. Que es primo hermano de José María Gil Tamayo, un cura muy conocido en Badajoz, responsable de los Medios de Comunicación de la Conferencia Episcopal Española, además de director de Iglesia en Camino, que es empresario de la construcción y se dedica a promover el ocio de los muchos madrileños que vienen por estas tierras a vivir, cazar, pasar las vacaciones, etc. Que su empresa de Fincas rústicas y urbanas se llama "A lo hecho pecho" --y no miento ni exagero, colegas, que me repasa su tarjeta, con su teléfono y todo--, que es un "gitano", me dice con sorna, pero dando el callo un montón de horas en este bar. Y que me pone una copa de vino de Tierra de Barros, A. R., naturalmente. Y yo que aprovecho para regalarle una de las bufandas del Club que llevo para los amigos.
Y él que vuelve a la carga --Bebe, que te llene-- y me dice que me regala unas rosquillas. ¿Cómo que unas rosquillas? ¡Unos roscones fritos de padre y muy señor mío!
--¿Y a qué se debe este nivel de vida en Zalamea? --pregunto por saber.
--Pues, muy sencillo, a los muchos emigrantes del pueblo que volvieron de Alemania con un montón de dinero ahorrado, a la construcción, a las empresas de los quesos y los jamones... ¿No te has dado cuenta de que hay ocho bancos? --me lo explica todo muy clarito el amigo Pascasio.
--Pues..., lo que sí veo es que aquí hay muchas ganas de juerga y cachondeo, con tantas discotecas, bares y restaurantes, que será porque hay pasta, que si no... --acierto a explicar.
Quedo en volver para tomar un café y despedirme de este tipo tan gentil y amable, por nombre Pascasio, de la Agencia de Fincas rústicas y urbanas "A lo hecho pecho", de Zalamea de la Serena.
La comida es en el cercano Hostal-Restaurante-Cafetería Calderón de la Barca --¿os suena?--, que la plaza de marras, con el Ayuntamiento enfrente, se llama de Calderón de la Barca --¿os sigue sonando?-- y allí el menú es acogido con ovaciones de gala por la chavalería: macarrones con carne picada y tomate, filetes de lomo y patatas fritas y de postre, yogures variados. Y, eso sí, agua por un tubo, muchos refrescos caseros y un bollo de pan "a la pascasiana", buenísimo, oiga, de la acreditada Panadería y bollería Hermanos Rodríguez, de Zalamea. Yo me pido un vino y me traen uno de la casa, un tintorro que se llama...¡Calderón de la Barca! ¿Qué hago, lo tomo o lo dejo? Pues lo tomé, aunque era manifiestamente mejorable, sólo apto para fabricar tintos de verano.
Después vino la despedida cordial de nuestro Pascasio--que el café invitaba la casa--, prometiendo volver y hacerle una visita. Que la segunda jornada, la final, se celebraba en la cercana Castuera, la tierra del turrón, los buenos quesos y... el avión de combate que se yergue soberbio a la entrada del pueblo --donación de un oficial de Aviación, piloto de combate, natural del pueblo-- que ha sembrado la discordia en el lugar y alrededores, con manchas de pintura roja en su fuselaje, señal de protesta de los vecinos enemigos de las guerras y de las armas. Acabado lo cual, fuimos invitados a un refrigerio en la piscina de la localidad, donde al principio nos pusieron un vino Palique, riberadelguadiana, de Castuera, Bodegas San Juan, cosecha 2004. Duro y fuerte como pocos, no apto para paladares delicados. Menos mal que al final lo cambiarían por un excelente payva, otro riberadelguadiana de las acreditadas bodegas de Martínez Payva, de Almendralejo --crianza, añada 2002, uva tempranillo y graciano--, que acaban de inaugurar unas modernísimas instalaciones cerca de Torremejías. Un Palacio del vino al borde mismo de la N-630, en el kilómetro 646, que habrá que visitar a su tiempo. ¡Como en el episodio bíblico de las bodas de Caná, que nos pusieron el vino bueno al final!
***
Y en este largo fin de semana, ¿qué libro vas a leer? ¿Qué cuál? ¡Eso no hay que preguntarlo, que la duda ofende! Pues El Alcalde de Zalamea, de Pedro Calderón de la Barca, que he localizado en mi biblioteca una vieja edición de Espasa Calpe, en su colección Austral, 12 ª edición, la de 1961 --que la primera salió en 1938-- y allí que me las veré , además de con nuestro ilustrísmo don Pedro, con el rey Felipe II, don Lope de Figueroa, el capitán don Álvaro de Ataide, el "malo", para entendernos, "La Chispa", el soldado Rebolledo, Juan e Isabel, hijos de Crespo, Inés, prima de Isabel, el hidalgo don Mendo, un criado llamado Nuño y el escribano que sale siempre en estas obras para dejar constancia de todo.

Permalink ~ Comentarios (1) ~ Comentar | Referencias (0)

Vista nocturna del Palacio de Congresos de Badajoz

Por El Avisador - 28 de Abril, 2006, 23:47, Categoría: General

Espléndida vista nocturna del Palacio de Congresos de Badajoz, tomada de prestado de la página de la Consejería de Cultura: www.culturaextremadura.com.

 Inaugurado el Palacio de Congresos de Badajoz Manuel Rojas

Que uno, que no es profesional ni lo pretende, tiene sus limitaciones y las fotos que saca, las nocturnas, son de personas y grupos. A más no llega. Espero os guste. Y a ver cuando lo abren para el gran público, que hay que visitarlo. Obligatorio. Y, como será de día, llevarse la cámara y un cuarto y mitad de tarjetas de memoria, además del cargador, por si las moscas y los moscardones.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Concierto en la iglesia de San Agustín, el 30

Por El Avisador - 28 de Abril, 2006, 19:40, Categoría: General

El próximo domingo, digo bien, el domingo 30, tendrá lugar un concierto-homenaje, en su 5ª edición, al que fuera director del Coro del Conservatorio de Badajoz, destacado investigador del Arte religioso y canónigo de la Catedral metropolitana de Badajoz, don Carmelo Solís Rodríguez, fallecido hace ahora en abril justo los cinco años. Estará a cargo del Coro de la Universidad de Extremadura, con sede en Cáceres, y está organizado por la recientemente creada Asociación Cultural "Carmelo Solís Rodríguez" y el Grupo de música vocal Kalenda Maya. El acto, que comenzará a las 9 de la noche, tendrá lugar en la iglesia parroquial de Santa María la Real (San Agustín). Se ruega puntualidad.
Para mayor información y conocer más de cerca la citada Asociación, así como al grupo Kalenda Maya, cuya alma mater es Carmen Solís, sobrina de don Carmelo, os repaso su nueva web (http://www.audio.ya.com/kalendamaya) y su dirección de correo electrónico (kalendamaya02@hotmail.com). De nada. A mandar.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

27-A. Un Palacio de Congresos para Badajoz

Por El Avisador - 28 de Abril, 2006, 16:49, Categoría: General

Ayer, día 27, fue un día histórico para Badajoz. Se inauguraba, tras una semana de agrios debates políticos y ciudadanos y con la opinión pública dividida, el modernísimo Palacio de Congresos de Badajoz. Que para unos --Partido Popular-- debería llamarse Ciudad de Badajoz, para otros --IU-- de la Concordia, pero para el que lo hizo y se gastó los cuartos, unos 10 millones de machacantes, los de todos, al fin y al cabo --Junta de Extremadura y Consejería de Cultura--, que fue el que se pondría al final, Manuel Rojas, alcalde socialista que fue de la ciudad (1983-1991), fallecido en plena madurez en el año 2000. Y de tiros largos, corbata incluída, y con las dos invitaciones en el bolsillo, mi macuto y la cámara, allá que nos fuimos Pili y yo, que la ocasión había que vivirla. Con que, andando, cogimos el camino señorial que pasa por Puerta del Pilar y los jardines de Los Cañones y en unos minutos avistamos el Palacio, en forma de gigantesco cilindro, enquistado sabiamente en el histórico baluarte de San Roque, asiento desde 1817 del emblemático coso de la Ronda del Pilar, nuestra recordada Plaza de Toros Vieja.
Eran justamente las 19,45 horas cuando nuestra entrada coincidió con la del presidente de la Junta de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, que iba acompañado de una numerosísima corte de políticos y correligionarios de todos los ámbitos --regional, provincial y local-- y allá que nos fuimos, detrás de la comitiva a ver qué pasaba. Y nada de control de entradas ni supervisar bolsos, que, por lo que vi, pudo entrar cualquiera. ¡Con las peloteras que hubo en las taquillas del López para recoger las invitaciones! Bajando por la singular entrada subterránea, llegamos a uno de los sugestivos corredores o pasillos concéntricos del Palacio y allí la gente fue agolpándose, con la presencia de numerosos consejeros y ex-consejeros, directores generales, diputados, alcaldes y concejales de su partido. El Presidente, que va de la mano de los artífices del proyecto, los arquitectos José Selgás y Lucía Cano, fue recibiendo las explicaciones de rigor, mientras las filas de atrás se engrosaban con altos cargos y representaciones de todos los estamentos sociales de la ciudad: la Iglesia, con el arzobispo Santiago García Aracil, que iba con bastón, al frente, el empresariado, gentes de la Universidad, el Arte y la Cultura, jefazos de las Cajas de Ahorro, profesores de todos los ámbitos, académicos de pro, directores de Museos, Archivos y Bibliotecas, miembros de las Asociaciones de vecinos, profesionales liberales por un tubo, jubilatas y curiosos. Así como, en lugares destacados, el consejero de Cultura, Francisco Muñoz, el presidente de la Asamblea, Federico Suárez, la delegada del Gobierno, Camen Pereira, el subdelegado, Inocencio Ramos, el presidente de la Diputación de Badajoz, Juan María García, y el concejal del PSOE en el Ayuntamiento, José Ramón Suárez, quien, a falta del alcalde de la ciudad y de sus catorce concejales, fue "alcalde" por unas horas, saliendo en todas las fotos y en todos los reportajes. Todos ellos, bien trajeados, peripuestos y tal. Que descamisados también los hubo, como el ínclito representante de IU, Manuel Sosa, y algunos desocupados que no sabían bien a qué venían. Y hablando de fotos, hay que resaltar el extraordinario aparato mediático que se movilizó al efecto, con numerosísimos plumillas, alcachofas, fotógrafos y cámaras. Además de nuestros hermanísimos Vidarte, Manolo y Enrique, que batirían todas las marcas en darle al disparador. Lo nunca visto por estos pagos. Y, como se había anunciado, los grandes ausentes fueron el alcalde de la ciudad, Miguel Celdrán, y su equipo de Gobierno municipal, indignados por las decisiones de la Junta sobre el nombre del Palacio y el ninguneo a que fueron sometidos durante los cinco años que duraron las obras.
De forma discreta, el Presidente, a quien acompañaba Marisol Hinchado, la viuda de Rojas, procedió, en unión de ésta, a descorrer una cortinilla, apareciendo dos inscripciones circulares, en forma de cápsulas de metacrilato o cristal, entre los fuertes aplausos de la concurrencia. Los textos, que copié literalmente, decían:

"sobre el olvido no puede construirse una sociedad justa, libre, fraternal...
en memoria de quienes perdieron la vida en los terribles días de la guerra civil española"
y
"Palacio de Congresos de Badajoz Manuel Rojas.
Fue inaugurado por el Excmo. Sr. Presidente de la Junta de Extremadura
D. Juan Carlos Rodríguez Ibarra.

27 de Abril de 2006"

EL ACTO
Un poco después, la comitiva entró por uno de los vomitorios para seguir la visita guiada y nosotros, detrás, pero nos perdemos por saludar a unos y a otros, por lo que, después de algunas vueltas sin ton ni son, accedemos al Auditorio. Eché de menos una guía o cuadernillo del Palacio para movernos por su interior, además de conocer los datos técnicos, materiales, diseños, costes, plantas, ámbitos de actividades, etc. El Presidente, los arquitectos y demás irían subiendo por las plantas superiores, mientras que nosotros fuimos a buscar nuestras butacas, que eran numeradas. Entre tanto, los medios de comunicación preparaban sus cámaras, máquinas y dossieres --los periodistas sí que tuvieron la suerte de saberlo todo con antelación, no así el resto del mundo mundial-- y al entrar en el Auditorio lo hacemos con la boca abierta de admiración. ¡Extraordinario! ¡Colosal! ¡Soberbio! Y, así, otra retahila más de sinónimos. Y los detalles, cuidados al máximo, con algunas limpiadoras rematando su trabajo y una legión de voluntarias ayudando a situarse al personal. Que aquel Coliseo, que ha costado una pasta gansa --unos 10 millones de machacantes, que se dice pronto-- da albergue a más de 900 personas, según unos, y a cerca de mil, según otros. Y es a partir de las 20 horas cuando aquello comenzó a llenarse, viendo ya más de cerca a mucha gente conocida de la sociedad y la cultura locales. El escenario, bien visible, estaba ocupado por una amplia pantalla, donde las cámaras del interior iban proyectando las idas y venidas de la comitiva presidencial, además de diversos aspectos del Auditorio, con la gente en sus butacas. Por cierto, cómodas y de diseño modernísimo, traídas de Italia y en diferentes tonalidades azules. Entre tanto, José Luis, de Sonido Rubio --con apoyos de Ros Multimedia--, dirigía atentamente la evolución del sonido y de las imágenes. Y son las 20,15 cuando veo que aparece gente con tarjetas sin numerar, tarjetas a las que se les borró la fila y el número y cuyos poseedores deberán buscarse la vida para encontrar asiento.
Y mientras observamos la maravilla arquitectónica que nos rodea, con una luminosidad sorprendente, en tonos irisados, blancos y azules, con la luz cenital penetrando por las cubiertas superiores, aquello me hace recordar el interior de un gigantesco acuario bajo el mar, en este caso, bajo el histórico baluarte de San Roque.
Y en este punto, se me hace un nudo en la garganta, que estamos encima justo del albero, donde hace justo 70 años --agosto de 1936--, la sangre de muchos pacenses inocentes fue derramada brutalmente. Ahora, convertido en modernísimo Coliseo de ocio y cultura, de vida, en suma. Y veo que, 70 años después, seguimos divididos por nimiedades, por un quítame allá ese nombre. Por lo que se me turban los ojos al echar de menos a parte de "mi gente". La gente de Badajoz con la que me cruzo todos los días y con quienes comparto los afanes de la vida diaria. Como mi alcalde, amigo y convecino, Miguel Celdrán, el concejal de mi barrio, Nicasio Monterde, la concejala de Cultura, Consuelo Rodríguez, y Antonio Ávila, el de la Limpieza, entre otros. Gente con la que comparto la ciudad, los amigos y la cultura.
Son las 20,25 y aquello está a punto de llenarse hasta la bandera, cosa que ocurre cuando, un cuarto de hora después, arranca el acto inaugural. Con la profesora Carmen Araya y el cantante de Inlavables, Gene García, tocado con una gorrilla, de presentadores. Aquélla, en tono didáctico y documentado, y éste, en un tono informal y ligero que chirriaba del momento y del lugar. Que esto no era la presentación de un festival de canciones o películas ni una verbena. Y lo incomprensible es que Carmen soslayó en todo momento lo "de Badajoz", refiriéndose al Palacio de Congresos, añadiendo siempre "Manuel Rojas". ¿Cómo es posible tanta amnesia? ¡Con la cantidad de periodistas de todos los medios que hay en Badajoz, que lo hubieran hecho infinitamente mejor! Y cuando Gene hizo por primera vez alusión a Manuel Rojas, como "el mejor alcalde que ha tenido Badajoz", los aplausos arreciaron. Inmediatamente después se procedió a la proyección de un reportaje audiovisual sobre Arquitectura contemporánea en Extremadura, dando un repaso a una veintena de construcciones singulares, entre ellas, claro está, el Puente Real, el MEIAC, la Facultad de Biblioteconomía y Documentación, con la anexa Biblioteca General de Extremadura, y, naturalmente, este señorial Palacio de Congresos, todos en nuestra ciudad.
Poco después subirían al escenario el presidente de la Junta, los dos arquitectos y el consejero de Cultura. La intervención sobria de José Selgás, con su Lucía a su vera y premiada con enormes aplausos, estuvo plagada de agradecimientos, especialmente a la Junta, "porque tuvimos total libertad de actuación", a los ingenieros del proyecto, a los constructores --Joca y Placonsa--, a los operarios... Y le siguió la intervención más esperada de la noche, la de Juan Carlos Rodríguez Ibarra, intervención que gustaría más o menos, pero que no dejó indiferente a nadie. Y me gustó su tono conciliatorio y de concordia, empezando con una frase lapidaria: "Este Palacio lleva el nombre de un alcalde, Manolo Rojas, y está a disposición de otro, Miguel Celdrán". Los aplausos se oirían en todo Badajoz. A renglón seguido expuso en voz alta las preocupaciones que le albergaron cuando se debatía entre hacer el Palacio aquí, en la Plaza de toros vieja, con su carga de recuerdos, o en otro lugar bien distinto. Y que se alegró al coincidir con la opinión de muchos expertos; "Después de oir a unos y a otros en estos cinco años, creo que hemos acertado". Y habló y se extendió en término elogiosos de esta obra, por su simbología: "Queríamos un Edificio que no fuera un simple recuerdo de lo que había, sino que entrando aquí la gente sabe lo que había". Y se quejó de que todo lo que viene haciendo la Junta aquí, en Badajoz, concretamente, en los últimos cinco años, "siempre aparece rodeado de polémica". "Pequeños celos, que mañana ya se olvidan", dijo literalmente. Y, a continuación, comenzaría a lanzar piropos a la ciudad de Badajoz, a la que consideró como "un hecho diferente en toda Extremadura". Y expuso su deseo de que "este Palacio sea el gran foco que va a iluminar a la ciudad y a todos los extremeños", "faro de la inteligencia, de la cultura, del buen saber estar y del buen hacer". Y que --remataría con otro titular para los periódicos-- "esta ha sido una idea de Extremadura y para Extremadura, y desde Badajoz". Eran las 21,10 horas y los aplausos premiarían con generosidad el discurso conciliador del Presidente.

EPÍLOGO
El acto tendría un remate musical de altura con la intervención extraordinaria de la Orquesta de Extremadura, bajo la dirección del titular, Jesús Amigo. Eran las 21,16 horas y el miniconcierto arrancó con la Obertura festiva, de Cristóbal Halffter, como "aperitivo", para concluir con la clásica Sinfonía nº 3 en Mi bemol Mayor "Heroica" Op. 55, del genial L. V. Beethoven. Y el público, entregado, aplaudiendo al final en pie, con ¡bravos! continuos, haciendo que saliera dos veces a saludar el maestro. Eran exactamente las 22 horas cuando el acto de la inauguración del Palacio de Congresos de Badajoz había concluído.
Al finalizar, todos los presentes fueron obsequiados con un vino de honor en uno de los pasillos circulares del Palacio, al aire libre, con la fresca, estando servido por el simpar Gonzalo Guijarro, el de Catering 31, de Badajoz, que se multiplicó para atender a tanto personal. Nosotros llegamos retrasados y, así y todo, tuvimos tiempo de saborear unos exquisitos aperitivos de queso de La Serena y jamón ibérico, regados con un vino más que notable, un tinto riberadelguadiana Marqués de Montevirgen, reserva 2002, uva tempranillo, de Villalba de los Barros. A. R., naturalmente.
Rematado todo, y a discreción, con bandejas de dulces fríos, que estaban que daban gloria. Eran las 12 de la noche --cuatro horas justas después de nuestra llegada-- cuando recogíamos el hato y regresábamos a casa, después de mantener una agradabilísima tertulia con gentes como el académico y canónigo Paco Tejada, el impresor Isidro Álvarez, marqués apócrifo de Tecnigraf, el arquitecto Paco Hipólito --que me dice que para cualquier duda sobre la construcción del Palacio, los arquitectos y demás, que le mande un correo-- y su cuñada, que iba de "carabina", los hermanos Vidarte y un tal Fernando Plaza Montero, de la UNICEF, un tipo genial, cacereño él, que se conoce medio mundo como observador de la ONU y de la UNICEF, además de ilustre rotario, con quien intercambiamos direcciones, teléfonos y tarjetas. Un tipo con el que habrá hablar despacio en el futuro, pues, además de dar conferencias en medio mundo, es de los que sostienen que "los extremeños no sabemos construir naves, barcos, sólo quemarlos". ¡Como Hernán Cortés, el conquistador extremeño y sus 13 de la fama,
que, ante la situación de rebeldía e insubordinación de sus tropas, decidió prender fuego a sus propias naves ancladas en el puerto de Veracruz, para así impedirles que regresaran a España, abandonando la empresa de la conquista de México! Habrá que oirle y organizarle alguna conferencia por estos pagos, porque yo creo que los extremeños sí sabemos construir cosas, casas y ...¡Palacios de Congresos! ¡Y, si no, que se lo digan a los barandas de Joca y Placonsa!
Y, ya con el pie en el estribo, que pasa Paco Muñoz y nos saluda, al tiempo que me dice que lee todo lo que publico en mi blog, que está al loro de las cosas del Avisador, aunque no está de acuerdo con un par de cosas que dije en mi croniquilla sobre el Palacio de la Discordia, y que, a partir del 3, habrá una semana de puertas abiertas, con visitas guiadas por arquitectos y tal. Y que el HOY va a sacar un cuadernillo con todo lo relacionado con el Palacio.
--Una pena todo lo que ha habido esta semana. ¿Y cómo va a funcionar, quién lo va a gestionar, un Consorcio, tipo López de Ayala? --pregunto.
--No, será una empresa que gestionará todos los Palacios de Congresos de Extremadura, el de Mérida, el de Plasencia y el que se va a hacer en Cáceres --me contesta sin dudarlo un instante.
--Pues esto, el mantenimiento, costará un pastón --sigo.
--Pues seis millones de pesetas al año --me replica el baranda del Palacio por ahora.
--Y ahora retornará al Ayuntamiento, ¿no? --vuelvo a la carga.
--Esperaremos un año, período de garantía, y cuando el Ayuntamiento quiera, se lo entregamos. Lo mismo que el López, cuando ellos quieran, sólo tienen que decírnoslo.
Decimos adiós y, después de atravesar las filas de los agentes privados de seguridad, regresamos a casa cargados de impresiones y vivencias que no se nos olvidarán en largo tiempo.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Boletín filatélico y numismático, 51

Por El Avisador - 27 de Abril, 2006, 18:04, Categoría: General

Juan-León Domínguez Martínez, uno de los "padres" de la filatelia y numismática en Badajoz, me manda la última Hoja informativa de la Asociación Cultural y Filatélica Pacense, la número 51, correspondiente al primer trimestre del 2006. Como de costumbre, sus ocho hojitas acogen numerosas informaciones sobre las actividades de esta simpar Asociación. En la primera página, el Editorial habla de los nuevos sellos para Extremadura, destacando el dedicado al I Centenario de la Coronación canónica de Nuestra Señora de los Remedios, Patrona de Fregenal de la Sierra (precisamente en esta fecha, día 27) y dos sellos más para los días 8 de junio y 24 de Septiembre, dedicado el primero a la estación de autobuses de Casar de Cáceres (dentro de la serie Arquitectura), y el segundo, al celebérrimo Puente romano de Alcántara (serie Puentes ibéricos, emisión conjunta España-Portugal).
En la segunda viene un artículo de Javier García Ramos sobre Numismática, con datos precisos sobre el real de a ocho de tiempos de Carlos III (s. XVIII). En la tercera, más datos numismáticos sobre dos monedas acuñadas en conmemoración del XX aniversario de la adhesión de España y Portugal a las Comunidades Europeas. En la cuarta vienen las últimas emisiones de Correos en España. En la quinta, Filatelia temática, está dedicada a Extremadura, con sellos sobre un tal Martín Casillas, arquitecto de Trujillo del XVII, cuya obra se repartió entre las Catedrales de México, Guadalajara y la Antigua Guatemala. En la sexta viene un artículo de B. G. T. sobre Aeroplanos españoles IV. Y en la séptima, dentro de la Sección Bajo mi Lupa, viene un ramillete de noticias varias sobre exposiciones, muestras, visitas culturales de la Asociación y, como dato humanísimo, la reseña del fallecimiento de uno de sus asociados.
En la última, de publicidad institucional y de la Casa editora --Tajo Guadiana Artes Gráficas--, vienen un par de datos de interés sobre la propia Asociación. Su sede --Pasaje de San Juan, local 2 J--, el horario de sus encuentros para intercambios --domingos y festivos, de 11,30 a 14 horas, y de Octubre a Mayo, los viernes, de 18 a 19,30 horas--. Y, ya por mi cuenta, aquí va la dirección electrónica de Juan-León Domínguez  (juan_leondominguez@yahoo.es), que es quien os puede sacar de dudas, ampliar las informaciones, cómo hacerse socio, etc., etc.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Las lecciones de Chernóbyl

Por El Avisador - 27 de Abril, 2006, 16:44, Categoría: General

Ayer se conmemoró el 20 aniversario del terrible accidente nuclear que afectó al reactor número 4 de la Central nuclear de Chernóbyl, en Ucrania, antiguo territorio de la Unión Soviética, en la Europa del Este, con millares de muertos y afectados y con secuelas que todavía están padeciendo sus generaciones más jóvenes. Al hilo de este desastre, de este terrible error humano --todavía no aclarado--, se hace necesario que reflexionemos sobre adónde nos conduce la soberbia, el afán de lucro, el poder y la impericia humanas, esquilmando la Naturaleza y sus fuentes de energía, "agresiones" al medio natural , a nuestro hábitat humano, con lo que el planeta Tierra está sufriendo un deterioro alarmante.
Para ello nada mejor que traeros aquí el discurso que pronunció en 1855 el Gran Jefe Seattle de la Tribu Duwamish (piel roja) ante Isaac Stephens, gobernador de Washington, dirigido al entonces presidente de los Estados Unidos de América, Franklin Pierce, contestando a su oferta de compra de las tierras que su tribu poblaba y un espacio en una reserva. Texto que se lo debo a mi buen amigo Carlos de Benito. Por la transcripción.

_______________________

El gran Jefe de Washington nos envió un mensaje diciendo que deseaba comprar nuestra Tierra. El Gran Jefe también nos envió palabras de amistad y de buena voluntad. Es una señal amistosa por su parte, pues sabemos que no necesita nuestra amistad.

Pero vamos a considerar su oferta, porque sabemos que si no se la vendemos, quizá el hombre blanco venga con sus armas y se apodere de nuestra Tierra. ¿Quién puede comprar o vender el Cielo o el calor de la Tierra?

No podemos imaginar esto si nosotros no somos dueños del frescor del aire, ni del brillo del agua. ¿Cómo él podría comprárnosla? Trataremos de tomar una decisión. Según lo que el Gran Jefe Seattle diga, el Gran Jefe en Washington puede dejarlo, del mismo modo que nuestro hermano blanco en el transcurso de las
estaciones puede dejarlo.

Mis palabras son como las estrellas, nunca se extinguen. Cada parte de esta tierra es sagrada para mi pueblo, cada brillante aguja de un abeto, cada playa de arena, cada niebla en el oscuro bosque, cada claro del bosque, cada insecto que zumba es sagrado, para el pensar y el sentir de mi pueblo. La savia que sube por los árboles, trae el recuerdo del Piel Roja.

Los muertos de los blancos olvidan la Tierra en que nacieron, cuando desaparecen para vagar por las estrellas. Nuestros muertos nunca olvidan esta maravillosa Tierra, pues es la madre del Piel Roja. Nosotros somos una parte de la Tierra, y ella es una parte de nosotros. Las olorosas flores son nuestras hermanas, el ciervo, el caballo, la gran águila, son nuestros hermanos. Las rocosas alturas, las suaves praderas, el cuerpo ardoroso del potro y del hombre, todos pertenecen a la misma familia.

Por eso cuando el Gran Jefe de Washington, nos envió el recado de que quería comprar nuestra Tierra, exigía demasiado de nosotros. El Gran Jefe nos comunicaba que quería darnos un lugar, donde pudiéramos vivir cómodamente. Él sería nuestro padre, y nosotros seríamos sus hijos. Pero, ¿será posible esto alguna vez? Dios ama a vuestro pueblo, y ha abandonado a sus hijos rojos.

Él ha enviado máquinas para ayudar al hombre blanco en su trabajo, y construye para él grandes pueblos. Él hace que vuestra gente cada vez sea más poderosa, día tras día. Pronto invadiréis la Tierra, como ríos que se desbordan desde las gargantas montañosas, por una inesperada lluvia.

Mi pueblo es como una corriente desbordada, pero sin retorno. No, nosotros somos de razas diferentes. Nuestros hijos no juegan juntos, y nuestros ancianos no cuentan las mismas historias. Dios os es favorable, y nosotros estamos como huérfanos.

Meditaremos sobre vuestra oferta de comprarnos la Tierra. No será fácil, porque esta Tierra es sagrada para nosotros. Nos sentimos alegres en este bosque. No sé por qué, pero nuestra forma de vivir es diferente de la vuestra.

El agua cristalina, que brilla en arroyos y ríos, no es sólo agua, sino la sangre de nuestros antepasados. Si os vendemos nuestra Tierra, habéis de saber que es sagrada, y que vuestros hijos aprendan que es sagrada, y que todos los pasajeros reflejos en las claras aguas son los acontecimientos y tradiciones que refiere mi pueblo.

El murmullo del agua es la voz de mis antepasados. Los ríos son nuestros hermanos, ellos apagan nuestra sed. Los ríos llevan nuestras canoas y alimentan a nuestros hijos.

Si vendiésemos nuestra tierra tenéis que acordaros, y enseñar a vuestros hijos que los ríos son nuestros hermanos -y los vuestros-, y que tendréis desde ahora que dar vuestros bienes a los ríos, así como a otros de vuestros hermanos.

El Piel Roja siembre se ha apartado del exigente hombre blanco, igual que la niebla matinal en los montes cede ante el sol naciente. Pero las cenizas de nuestros  antepasados, sus tumbas, son tierra santa, y por eso estas colinas, estos árboles, esta parte de la Tierra, nos es sagrada.

Sabemos que el hombre blanco no comprende nuestra manera de pensar. Para él una parte de la Tierra es igual a otra, pues él es un extraño que llega de noche y se apodera en la Tierra de lo que necesita.

La Tierra no es su hermana, sino su enemiga, y cuando la ha conquistado, cabalga de nuevo. Abandona la tumba de sus antepasados y no le importa. Él roba la Tierra de sus hijos, y no le importa nada. Él olvida las tumbas de sus padres, y los derechos de nacimiento de sus hijos. Trata a su madre, la Tierra, y a su hermano, el Cielo, como cosas que se pueden comprar y arrebatar, y que se pueden vender, como ovejas o perlas brillantes. Hambriento, se tragará la tierra, y no dejará nada, sólo un desierto.

No sé, pero nuestra forma de ser, es diferente de la vuestra. La vista de vuestras ciudades hace daño a los ojos del Piel Roja. Quizá porque el Piel Roja es un salvaje y no lo comprende. No hay silencio alguno en las ciudades de los blancos, no hay ningún lugar donde se pueda oír crecer las hojas en primavera y el zumbido de los insectos. Pero quizá es porque yo sólo soy un salvaje, y no entiendo nada.

La charlatanería sólo daña a nuestros oídos. Qué es la vida si no se puede oír el grito solitario del pájaro chotacabras, o el croar de las ranas en el lago al anochecer? Yo soy un Piel Roja y no entiendo esto.
El indio puede sentir el suave susurro del viento, que sopla sobre la superficie del lago, y el soplo del viento limpio por la lluvia matinal, o cargado de la fragancia de los pinos.

El aire es de gran valor para el Piel Roja, pues todas las cosas participan del mismo aliento: el animal, el árbol, el hombre, todos participan del mismo aliento. El hombre blanco parece no considerar el aire que respira; a semejanza de un hombre que está muerto desde hace varios días y está embotado contra el hedor.

Pero si os vendemos nuestra Tierra no olvidéis que tenemos el aire en gran valor; que el aire comparte su espíritu con la vida entera. El viento dio a nuestros padres el primer aliento, y recibe el último hálito. Y el viento también insuflará a nuestros hijos la vida. Y si os vendiéramos nuestra Tierra, tendríais que cuidarla como un tesoro, como un lugar donde también el hombre blanco sepa que el viento sopla suavemente sobre las flores de la pradera.

Yo soy un salvaje, y es así como entiendo las cosas. He visto mil bisontes putrefactos, abandonados por el hombre blanco. Los mataron desde un convoy que pasaba.

Yo soy un salvaje y no puedo comprender cómo el caballo de hierro que echa humo, es más poderoso que el búfalo, al que sólo matamos para conservar la vida.

Qué es el hombre sin animales? Si todos los animales desapareciesen el hombre también moriría, por la gran soledad de su espíritu. Lo que les suceda a los animales, luego, también les sucede a los hombres. Todas las cosas están estrechamente unidas.

Lo que le acaece a la Tierra también les acaece a los hijos de la Tierra. Tenéis que  enseñar a vuestros hijos que el suelo que está bajo sus pies tiene las cenizas de nuestros antepasados.

Para que respeten la Tierra, contadles que la Tierra contiene las almas de nuestros  antepasados. Enseñad a vuestros hijos lo que nosotros enseñamos a los nuestros: que la Tierra es nuestra madre.

Lo que le acaece a la Tierra, les acaece también a los hijos de la Tierra. Cuando los hombres escupen a la Tierra, se están escupiendo a sí mismos. Pues nosotros sabemos que la Tierra no pertenece a los hombres, que el hombre pertenece a la Tierra. Eso lo sabemos muy bien, Todo está unido entre sí, como la sangre que une a una misma familia. Todo está unido.

El hombre no creó el tejido de la vida, sólo es una hilacha. Lo que hagáis a este tejido, os lo hacéis a vosotros mismos. No, el día y la noche no pueden vivir juntos.

Nuestros muertos siguen viviendo en los dulces ríos de la Tierra, y regresan de nuevo con el suave paso de la Primavera, y su alma va con el viento, que sopla rizando la superficie del lago.

Consideramos la posibilidad de que el hombre blanco nos compre nuestra Tierra.

Pero mi pueblo pregunta: qué es lo que quiere el hombre blanco? ¿Cómo se puede comprar el Cielo, o el calor de la Tierra, o la velocidad del antílope? ¿Cómo vamos a venderos esas cosas y cómo vais a poder comprarlas? ¿Es que, acaso, podréis hacer con la Tierra lo que queráis, sólo porque un Piel Roja firme un pedazo de papel y se lo dé al hombre blanco?

Si nosotros no poseemos el frescor del aire, ni el brillo del agua, ¿cómo vais a poder comprárnoslo? ¿Es que, acaso, podéis comprar los búfalos cuando ya habéis matado al último?

Consideraremos vuestra oferta. Sabemos que si no os la vendemos vendrá el hombre blanco y se apoderará de nuestra Tierra. Pero nosotros somos unos salvajes.

El hombre blanco que va en pos de la posesión del poder, ya se cree que es Dios, al que le pertenece la Tierra. ¿Cómo puede un hombre apoderarse de su madre?

Consideraremos vuestra oferta de comprar nuestra Tierra. El día y la noche no pueden vivir juntos. Consideraremos vuestra oferta de que vayamos a una reserva. Queremos vivir aparte y en paz. No importa dónde pasemos el resto de nuestro días.

Nuestros hijos verán a sus padres sumisos y vencidos. Nuestros guerreros estarán avergonzados. Después de la derrota pasarán sus días en la holganza, y envenenarán sus cuerpos con dulce comidas y bebidas.

No importa dónde pasemos el resto de nuestros días. No quedan ya muchos. Sólo algunas horas, un par de inviernos, y no quedará ningún hijo de la gran estirpe que en otros tiempos vivió en esta Tierra, y que ahora en pequeños grupos viven dispersos por el bosque, para gemir sobre las tumbas de su pueblo, que en otros tiempo fue tan poderoso y lleno de esperanza como el vuestro.

Pero, ¿por qué consternarse por la desaparición de un pueblo? Los pueblos están constituidos por hombres. Es así. Los hombres aparecen y desaparecen como las olas del mar. Ni siquiera el hombre blanco, cuyo Dios camina a su lado, y habla con él, como el amigo con el amigo, puede librarse del común destino. Quizá seamos hermanos. Esperamos verlo.

Sólo sabemos una cosa -que quizá un día el hombre blanco también descubra-, y es que nuestro Dios, es el mismo Dios suyo. Vosotros, quizá, penséis que le poseéis -igual que tratáis de poseer nuestra Tierra-, pero no podéis. Es el Dios de todos los hombres, lo mismo de los Pieles Rojas que de los blancos. Aprecia mucho esta Tierra y el que atente contra ella significa que desprecia a su Creador.

También los blancos desaparecerán, y quizá antes que otras estirpes. Continuad contaminando vuestro lecho y una noche moriréis en vuestra propia caída. Pero al desaparecer brillaréis por el fuego del poderoso Dios, que os trajo a esta Tierra, y que os destinó a dominar al Piel Roja en esta Tierra.

Este destino es para nosotros un enigma. Cuando todos los búfalos hayan muerto, los caballos salvajes hayan sido domados, y el rincón más secreto del bosque haya sido invadido por el ruido de muchos hombres, y la visión de las colinas esté manchada por los alambres parlantes, cuando desaparezca la espesura, y el águila se haya ido, esto significará decir adiós al veloz potro y a la caza.

El final de la vida -y el comienzo de la otra vida. Dios os concedió el dominio sobre  estos animales, los bosques y los Pieles Rojas por un determinado motivo. Y es motivo es un enigma para nosotros.

Quizá podríamos comprenderlo si supiésemos qué es lo que sueña el hombre blanco, qué ideales ofrece a los hijos en las largas noches invernales, y qué visiones arden en su imaginación, hacia las que tienden el día de mañana.

Pero nosotros somos salvajes, los sueños del hombre blanco nos están ocultos, y porque nos están ocultos nosotros vamos a seguir nuestro propio camino.

Pues, ante todo, nosotros estimamos el derecho que tiene cada ser humano a vivir tal como desea, aunque sea de modo muy diverso al de sus hermanos. No es mucho lo que nos une.

Consideraremos vuestra oferta. Si aceptamos es sólo por asegurarnos la reserva que  habéis prometido. Quizá allí podamos acabar los pocos días que nos quedan viviendo a vuestra manera.

Cuando el último Piel Roja de esta Tierra desaparezca y su recuerdo sea solamente la sombra de una nube sobre la pradera, todavía estará vivo el espíritu de mis  antepasados en estas orillas y estos bosques.

Pues ellos amaban esta Tierra, como ama el recién nacido el latido del corazón de su madre. Si os llegáramos a vender nuestra Tierra, amadla, como nosotros la hemos amado. Cuidad de ella, como nosotros la cuidamos, y conservad el recuerdo de esta Tierra tal como os la entregamos.

Y con todas vuestras fuerzas, vuestro espíritu y vuestro corazón, conservadla para vuestros hijos, y amadla, tal como Dios nos ama a todos. Pues hay algo que sabemos, que Dios es el mismo Dios.

Esta Tierra es sagrada para Él. Ni siquiera el hombre blanco se puede librar del destino común.

Quizá somos hermanos. Esperamos verlo.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

El Chiriveje, 13

Por El Avisador - 27 de Abril, 2006, 16:14, Categoría: General

Nueva entrega mensual del periódico El Chiriveje, esta vez la número 13 (Abril 2006), correspondiente a la Semana Santa en nuestros pueblos y ciudades.
Centralizado en la cercana localidad de Santa Marta de los Barros, el mensuario que reseñamos vuelve a ofrecer una extensa información sobre el acontecer social, económico y cultural en la zona compuesta por La Albuera, Barcarrota, Corte de Peleas, Entrín Bajo, Feria, La Parra, La Morera, Nogales y Salvatierra de los Barros, además, claro está, de Santa Marta. Por sus 24 bien cuidadas páginas podemos informarnos de sus actividades de animación sociocultural, de los deportes, de las obras de sus Ayuntamientos, de la actividad de sus múltiples asociaciones y colectivos, hermandades y cofradías, y, como este número salió en vísperas de la Semana Santa, de sus afamadas y concurridas procesiones, con las imágenes queridas de sus Cristos y de sus Vírgenes. Y todo ello, acompañado de abundante información gráfica a todo color. Y, por si fuera poco, este periódico se completa con numerosas colaboraciones sobre Historia local, Medicina, Deportes, Empresas, Ferias y Mercados, Salones del vino y la aceituna, Informática, Viajes y visitas, etc. Para terminar con extensos artículos de Quirico Matamoros, Juan José Troyano, Juan Antonio Bernáldez, F. J. Rodríguez Jiménez (Morales), Claudina González, el Dr. Fermín Morera, Paco Cacho, Marta Mª Rodríguez y Felipe Leal, entre otros más. ¡Pero no viene ninguno del que más sabe de pesca por esos contornos, mi autor favorito, mi colega y amigo Antonio Porras, al que le ha sustituido Manuel Díaz, con un artículo dedicado a la pesca con mosca! Esperemos que vuelva pronto. Que sus fans no podemos quedarnos sin su articulillo mensual sobre peces, pesca y pescadores de tierra adentro.
Como es habitual, la publicación está dirigida por Cristina Martínez, se tiran 4.500 ejemplares, imprime Servicios de Impresión Oeste, S. L. y la central está situada en Santa Marta, calle Francisco Neila, 37-A, C. P., 06150, con teléfono 639.721390 y fax 924.690755. Aquellos que quieran colaborar o ser corresponsal en su pueblo, podéis mandar vuestras peticiones o trabajos a chirivejepueblos@yahoo.es. También podéis consultar su web en www.elchiriveje.com.
Si alguno más quiere hacerse con un ejemplar no tiene más que dirigirse al amabilísimo Juan José Troyano, en su oficina del Banco Santander-Central-Hispano, la que hace esquina con la plaza de Minayo y el paseo de San Francisco. Procurad ir en los primeros días de cada mes, que es cuando Jota Jota se lleva un lote de periódicos a la oficina. Y si alguno lo que quiere es consultar los números atrasados, puede dirigirse a la Hemeroteca de la Real Sociedad Económica Amigos del País (calle San Juan, 6), que ya tienen esta publicación entre sus colecciones.
***
Y el lunes 1 de Mayo, que los barandas de Chiriveje han organizado un fiestorro en una finca de Santa Marta, con caldereta y otros regocijos campestres incluidos, ofrecida a todos los colaboradores del periódico. Y el abajo firmante, que no es colaborador mismamente, sino divulgador de esta publicación por esos foros de Internet, que ha recibido una amable invitación para asistir, cosa que agradecemos. Así que nos "sacrificaremos" ese día y les acompañaremos para conocerlos en vivo y en directo, que a la directora, doña Cristina, no la conozco personalmente, a excepción de Jota Jota Troyano, embajador plenipotenciario de Santa Marta en Badajoz, todo un caballero. Y allí, seguro que brindaremos con los caldos Blasón del Turra, la conocidísima marca de vinos con D. O. riberadelguadiana de las acreditadas Bodegas Santa Marta Virgen. A. R., naturalmente.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Una visita al baranda de la Obra Social de Caja Badajoz

Por El Avisador - 27 de Abril, 2006, 12:06, Categoría: General

Hace unas fechas fui a ver a un antiguo y querido amigo a su oficina en Caja de Badajoz, en el paseo de San Francisco, sede central. Se trata de José Luis Plaza Villar, al que muchos conoceréis, a la sazón baranda de una de las ramas más exuberantes del tronco central, como es su Obra Social y Cultural. Como todos sabréis, la "niña de los ojos" que define a nuestras Cajas de Ahorros, ya que ellas no reparten dividendos, como los Bancos. Y no sabía en qué puesto del organigrama amarillo --por lo de sus colores simbólicos-- estaba mi amigo, porque José Luis, como una hormiguita, ha hecho de todo en la Caja hasta llegar a este puesto de tanta responsabilidad. Con la excusa de llevarle unas fotos de la reciente Gala del Vecino, de la Asociación de Vecino de Santa Marina, donde recogería uno de los galardones extraordinarios, metí en mi morral mi libro sobre los Carnavales de Badajoz, que sé no tenía. Porque José Luis es un tipo cabal, sobrio, siempre en segundo plano, pero detallista, servicial y atento como pocos, al que conozco de Badajoz de toda la vida. Y me alegré de estar un rato con él y recordar nuestros buenos tiempos en una ciudad provinciana como era el Badajoz de los años 60 y siguientes, donde todos nos conocíamos y nos saludábamos por la calle.
Así que, después de darle el disco de las fotos, que saco mi libro y se lo dedico. Y viendo mi foto del libro, que me dice:
--¡Pues no has cambiado nada, eres el mismo!
¡Con qué buenos ojos me ha visto este José Luis, que sólo carraspea cuando le digo que ya estoy jubilado!
--Pero, espera, no te vayas, que te voy a dar algo, que sé que a tí te gustan estas cosas.
Y que se va a unas estanterías donde, con siete llaves, guarda sus tesoros y me saca Badajoz inolvidable, de Alberto González Rodríguez, en una coedición lujosa con Everest (León, 2001, 2ª ed.), con textos en español y portugués y 243 extraordinarias fotografías y postales antiguas, en b/n y color, de nuestros admirados fotógrafos José Ángel Vicente, "Pachi", Juan Carlos Vidarte, Isidro Álvarez, de Tecnigraf, además del chileno Miguel Raurich, colaborador habitual de la editorial. Libro agotadísimo que necesitó esta segunda edición para atender las demandas del público interesado y que ya no se ve ni por el forro en las librerías.
--Y también llévate esto.
Y me larga un librito que me trae extraordinario recuerdos de mi etapa como maestro de escuela, Instrumentos y unidades de medida tradicionales en Extremadura (Badajoz, Tecnigraf, 2000), de la Sociedad Extremeña de Educación Matemática "Ventura Reyes Prósper", basado en una serie de investigaciones y experiencias con los alumnos sobre La Medida, donde yo aporté mi minúsculo granito de arena, colaborando con mi compañero en el colegio Juventud, Cipriano Sánchez Pesquero. Libro que ya tenía, pero que lo tengo "perdido" en mi abultada biblioteca.
--Y vente por aquí cuando quieras --me dice a modo de despedida.
Pues lo haré, José Luis, amigo, que ha sido un placer volver a reencontrarnos.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

¡Gente guapa!

Por El Avisador - 27 de Abril, 2006, 8:05, Categoría: General

Recientemente, ha aparecido en la revista americana People la lista de los 30 hombres y mujeres más guapos del mundo. Aquí están todos los que figuran en la página web de People, y por orden de guapura:

  • Angelina Jolie (actriz y activista, 30 años)
  • Jessica Alba (actriz, 25)
  • Isaiah Washington (actor, 42 años)
  • Eva Longoria (actriz, 31)
  • James Blunt (cantante, 32)
  • Beyonce (cantante, 24)
  • Heather Locklear (chica de la tele, 44)
  • Terrence Howard (actor, 37)
  • Danica Patrick (piloto, 24)
  • Ziyi Zhang (actriz, 27)
  • Avril Lavigne (cantante, 21)
  • Brandon Routh (actor, 26)
  • Rachel Bilson (artista, 25)
  • Naveen Andrews (artista, 37)
  • Nicole Kidman (actriz, 38)
  • Halle Berry (actriz, 40)
  • Kate Beckinsale (actriz, 32)
Pero aquí hay un grave problema, y es que no está actualizada, que no viene nadie del Avisador, alguno-a cualquiera de los muchos lectores de este blog. ¡Nadie! ¡Y mira que hay gente guapa que pasa por aquí! ¿Por qué será? ¿Nos tendrán manía? ¿Es que no hay guapos y guapas siguiendo el blog del Avisador? ¡Discriminación pura y dura, señoras y señores, mozuelos y yogurines! ¡Y la gente, aquí, en Badajoz, discutiendo por el nombre de un Palacio de Congresos! Yo creo que es cosa de la CIA y del Bush ese, para que estuviéramos entretenidos y no nos presentáramos a la famosa Lista. ¡No hay derecho! ¡Queremos a un seguidor de este blog en la lista de guaperas y guapinas del mundo! A ver, ¿dónde está el Libro de Reclamaciones?

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Pedro Roque, pintor de la cultura islámica

Por El Avisador - 27 de Abril, 2006, 7:37, Categoría: General

En la sala Vaquero Poblador de la Diputación de Badajoz, y bajo el título de Al Islam, anda exponiendo estos días sus pinturas Pedro Roque Hidalgo (Montijo, Badajoz, 1953), licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Sevilla, habiendo ejercido con anterioridad en la Universidad de Cádiz. Ya como catedrático de Dibujo, en la actualidad imparte sus enseñanzas en el IES Bioclimático, de Badajoz, siendo la pintura su principal medio de expresión artística, sin desdeñar otros como el diseño gráfico, el dibujo de humor y la escultura. Gran conocedor de la cultura árabe, Pedro Roque expone en la sala pacense una treintena de sorprendentes y luminosos cuadros --acrílicos sobre madera-- sobre el patrimonio histórico, religioso y arquitectónico del Islam en todo el mundo. Utilizando colores vivísimos --amarillos, ocres, naranjas, celestes, verdes manzanas, blancos...-- el profesor extremeño nos ofrece una generosa muestra del arte islámico --algunas exclusivamente en tonos monocromáticos--, donde podemos encontrar representaciones de mezquitas, palacios, alcazabas, mausoleos, jardines, fuentes, patios, puertas, arcos, pueblos, casas, desiertos, inscripciones, cerámicas decorativas... Exhaustivo en su conjunto, con un estilo figurativo propio, crea una atmósfera que parece que estamos ante espejismos que se nos presentan después de recorrer un desierto. Y los colores --la marca de la casa, por lo que veo-- llamativos y vivísimos, con unas composiciones plenas de sentido decorativo. Y entre los monumentos reflejados, reseñar los más emblemáticos de Al-Andalus --Sevilla, Córdoba, Granada y Badajoz, con su Alcazaba y Torre de Espantaperros--, El Cairo, Yemen, Marruecos, Irán, Arabia Saudí, etc.--. Incluyéndose inscripciones árabes como esa que dice "Ma sha'a Allah", Lo que Dios quiere. Para terminar, deciros que la muestra del pintor extremeño concluye este sábado, 29, si Dios quiere.

Permalink ~ Comentarios (3) ~ Comentar | Referencias (0)

Un día de mercata con acento portugués

Por El Avisador - 26 de Abril, 2006, 19:58, Categoría: General

El pasado martes, 25 de Abril, aniversario de la incruenta Revolución de los claveles en el país hermano, Badajoz se vio invadida, pacíficamente, claro, por miles de portugueses que vinieron a pasar el día, hacer sus compras, pasear por nuestras calles y plazas y, lógicamente, a comer y tomarse sus "bicas" de postre, cafelitos puros y duros que saben divinamente después de una copiosa comida. Y, como es natural, parte de la "invasión" se concentró a la vera del Guadiana y del Puente Real, donde en sus proximidades se levantaba el mercadillo de entre semana. Que Badajoz cuenta con otro, los domingos, en pleno corazón de la barriada de Suerte de Saavedra, popularmente conocido como "Las Malvinas". Bueno, pues a eso de mediodía que cogimos el toli la patronal y yo y nos plantamos en el mercata, que había que hacer unas compras. Y lo primero que había que reseñar era el calor reinante, 25º, y lo segundo, que aquello estaba a tope, con cientos de personas curioseando y comprando en los atiborrados puestos del lugar. Y enseguida, que la policía no es tonta, allí estaban ellos, los portus: el dulce habla de Camoens, Pessoa y Saramago escuchándose por todas partes. Nada más entrar, era necesario pasarse por el singular puesto de Eugenio Servén, un avispado comerciante de Don Benito, conocidísimo en la Extremadura de los mercatas. Y lo de avispado es que vendía calcetines, sólo calcetines. En especial, negros.
--Queríamos ver unos de color --le decimos.
--Pues nada, que aquí sólo los hay negros, que son los que se llevan.
--¿Y si los quiero blancos?
--Pues a comprarlos a otro sitio --te dice el tío con aplomo y con una amplia sonrisa.
Pues, nada. Que nos encandiló el tal Eugenio y al final salimos con tres pares de calcetines negros. No sin antes preguntar por los portugueses:
--¿Muchos portugueses hoy, maestro?
--Mucho portugués y poco "turroné" --te dice haciendo con los dedos la señal de pasta, dinero.
Con que damos un rodeo y preguntamos a un dependiente mayor, pelo blanco y desdentado, pero sonriente siempre:
--Vienen sólo a enreá, y eso que aquí se vende "más barato que la mierda un gato".
Me cae bien y le pregunto cosas y resulta que se llama Antonio García, que viene a ayudar a Eugenio, que nació en Aceuchal un 22 de Mayo de 1936 a las 7 y media de la mañana y que desde los 7 años vive en Badajoz, primero en la calle Abril y ahora cerca del Paseo fluvial...
--¿En la calle Abril? ¡Pero si yo me crié allí de chiquinino! --salto al oirle.
Y resulta que vivía frente por frente de donde mis padres tenían una Abacería, que se casó con Paca La Bigota, que si ésto, que si lo otro...
--¿Y sigue usted con el balonmano?
--¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
--Sí, es que a mí me gusta mucho el deporte --te dice con total seguridad.
Nos vamos, que de aquí no salgo hoy. Quedamos para otra ocasión, que hay que comprar algunas cosas. Sigue haciendo calor y la gente pasa rezongando. En otro puesto de artículos textiles, que ha abierto a las 7,30 de la mañana, lo mismo:
--¿Qué tal los portugueses?
--Psss... Poca cosa.
Llegamos al puesto de las aceitunas y me paro a comprar cuarto y mitad de tres sabores, al tiempo de seguir con mi encuesta avisadoriana:
--Oiga, ¿los portugueses han venido a por aceitunas?
--¡Uy, sí, mucho, les encanta!
En esto que pasa el hombre del carrito-nevera de los refrescos. Un gitano, morenazo, dentadura profidén, luciendo unos cordones y un reloj de oro macizo de impresión, con estampa de un play-boy de los 50. Hay que pedir un refresco, que el calor sigue haciendo de las suyas. Y veo que le quedan cuatro o cinco latas nada más.
--Maestro, deme una cerveza sin alcohol.
--No me queda, se han vendido todas.
--Pues deme una de coca cola "laig", que habrá hecho usted el negocio del siglo hoy.
La sonrisa le llega de oreja a oreja, lo que aprovecho para meter baza.
--¿Y los portugueses?
--Pues muchos, que se dejan mucho dinero, sobre todo en los "caprichos" y en las fresas.
--¿Cuánto es? --pregunto para pagar y salir pitando.
--Un "bicho".
--¿Qué?
--Sí, hombre, un "bicho", un euro.
Es la una y media de la tarde y los puestos están iniciando los movimientos previos para recoger las mercancías. Desde las 7 de la mañana, ya son muchas horas trabajando fuera de casa. Y este calor...
Que veo un matrimonio de gitanos, enlutados al máximo, con unas cajas de fresas, como para retirarse. Y le pido una. Son fresones de Huelva, marca Noelia.
--De Lepe, a un euro y medio, pero llévese las dos, que no tengo más --te dicen.
Con que cojo una y aprovecho de nuevo:
--¿Y qué tal los portugueses hoy?
--Pues muy bien, que se han llevado muchas cajas, ¡cómo les gustará tanto!
--¡Y tanto, déme esa caja que queda a mí! --dice una portuguesa detrás mía en un portuñol delicioso, dedicándome una amplia sonrisa.
En esto que pasamos por un tenderete de complementos y artículos de regalo. Y me acuerdo de lo que me dijo el del carrito, de que los portugueses se pirran por los "caprichos" y pregunto, erre que erre:
--¿Han comprado mucho los portugueses esta mañana?
--Pues sí, que se ha notado, que ha habido más portuguesas que españolas --te contestan.
Era un puesto de collares, pendientes, pulseras, abalorios y demás artículos de adorno.
Camino del regreso, son ya las dos de la tarde y el calor acobarda lo suyo, cuando veo un puesto, con una oferta que me llama la atención.

BOXER Y BRAGAS, 3 x 5 EUROS
--¿Y eso de boxer qué es, una camiseta de entrenamiento, como la de los boxeadores? --pregunto por saber.
--No, qué va, es un calzoncillo de hombre, tipo calzón, el culotte de los ciclistas.
--¿Y tiene de mi talla?
--¡Hombreeeeee...! Esto son cosas para jovencitos y jovencitas --me responde.
Y me quedo con las ganas, vaya por Dios.
Y ya casi al final, Pili que saluda efusivamente a una joven familia gitana de un puesto de collares y demás. Que la conocen de sus tiempos de maestra del San Pedro de Alcántara.
--¡Mi señorita! La mejón y la más buena --me dice con arrobo al oido Ezequiel, quince añitos, antiguo alumno de mi parienta, hijo de la dueña del puesto.
Y, ya saliendo, con el termómetro a 30º, el propietario de una furgoneta de cajas de fresas que andaba recogiendo para irse, que me dice que hoy ha vendido cerca de 500 cajas, la mayoría a portugueses.
Y así fue el día en el mercadillo de los martes en Badajoz el 25 de Abril, un día caluroso de fresas y "caprichos" para nuestros amigos de Portugal.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

¡De alfombras a bikinis!

Por El Avisador - 26 de Abril, 2006, 16:22, Categoría: General

Os aviso de que una conocida tienda de alfombras de la avenida de Fernando Calzadilla está tirando la casa por la ventana con descuentos de hasta el 50 % en alfombras, "hasta eliminación de existencias", todo por "cambio de negocio". Y es que, con la caló, pues se prepara para cambiar de fachada y, en vez de llamarse Crevialfombras, se va a llamar Don Bikini, donde venderán este tipo de prendas tan veraniegas. Ingeniosa manera de utilización de un mismo local para dos negocios distintos en la temporada. Aunque yo creo que con la que está cayendo en Badajoz --35º al sol a las 14,30 de hoy-- las alfombras no las querrá la gente ni regaladas.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Presentación de dos libros del Servicio de Publicaciones del Ayuntamiento de Badajoz, el 28

Por El Avisador - 26 de Abril, 2006, 16:05, Categoría: General

Como "resaca" del Día del Libro, el Ayuntamiento de Badajoz y su Servicio de Publicaciones presentan el próximo viernes, día 28, los libros Infancia en el Badajoz intramuros, de Antonio Regalado Guareño, y Ensayo de la Metáfora, de Plácido Ramírez Carrillo. El acto tendrá lugar en el Hotel Zurbarán, a partir de las 20,30 horas. Se ruega puntualidad.

Permalink ~ Comentarios (1) ~ Comentar | Referencias (0)

¡Mi huerto de los olivos!

Por El Avisador - 26 de Abril, 2006, 11:56, Categoría: General

--¿Y eso, también tiene usted su parcela y casita en el campo, como casi todo el mundo? --me dice con retintín un jubilata canoso, que está tomando el sol como los lagartos al lado del kiosco de prensa de Manolo, junto a la farmacia de la esquina, la de don Julián Castaño hijo, cuando salgo a los recados de cerca.
--No, verás...
--¡Ah, sí! Que eres de la Cofradía del Huerto, la de la Concepción, la que lleva el veterano Pepe Salas, que se quiere retirar y que lo quiere dejar a su nieta, ¿no?
--No, hombre, no, el huerto de Santa Marina...
--¿Pero en Santa Marina hay huertos, con todo el cemento y hormigón armado que tienen los rascacielos y las plazuelas de la barriada? --vuelve el susodicho a darse tono.
--No seas porro, que yo quería hablarte de un precioso huerto o jardincillo que hay en la avenida de Villanueva...
--¡Pero qué huerto ni qué gaitas, que de las muchas huertas que tenía antes Santa Marina me acuerdo todavía de la de Medina, donde hoy está el llano de la parroquia de San José, y la de Sánchez Barriga, la que ocupa ahora la plaza de Santa Marta, la del Pirulí, pero ahora no hay nada de nada... --vuelve a machacar el listorro de marras.

***
Pues así fue, más o menos, la parrafada que tuve ayer a media mañana con el pesado del jubilata sabihondo, de pelo canoso, que toma el sol todas las mañanas junto al kiosco de Manolo. Que hay un hermoso huerto o jardín situado en la zona de la avenida de Villanueva, frente por frente del edificio Estela, entre Sonido Rubio y la Panadería Ipanexsa, la de Bermejo, ya fallecido. Y que, por estas fechas, está cuajadito de vegetación, de un verde lujuriante, destacando sus cinco olivos centenarios y leñosos y sus ocho abetos, los árboles de Navidad, todos con sus ramas cargadísimas de hojas. Que sólo falta ver correr a las ardillas de árbol en árbol. Y, entre ellos, un sinfín de plantas y arbustos decorativos y aromáticos, sobresaliendo la hiedra y la lavanda, que lo cubren y aromatizan todo. Impresionante estampa de este "huerto de los olivos" de Santa Marina, pulmoncillo de la barriada, que se encuentra en perfectísimo estado de revista y que da gloria verlo cada vez que pasamos por allí, que es casi a todas horas.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Kate busca su bolso y otras historias, el 27 en el Espacio Afatasí

Por El Avisador - 26 de Abril, 2006, 10:48, Categoría: General

¿Última novela erótica de Lucía Etxeberría? ¿Nueva película de Pedro Almodóvar? ¿Serie de televisión del equipo de Aquí no hay quien viva? ¿Novísima telenovela de los de Pasión de Gavilanes? ¿Teatro postmoderno de La Candi 2 Band? Pues, nada de nada, colegas. Que mi buen amigo Manolo López, todavía periodista del HOY, me manda la convocatoria adjunta de una muestra pictórica que su hija, Paz López, expone en la sala Espacio Aftasí (callejuela Céspedes, entre Morales y Regulares Marroquíes), a partir del jueves 27. Pues que la paz sea con vosotros. Amén

________________________________________________

Paz López Sanjuán presenta 'Kate busca su bolso' en Espacio Aftasí de Badajoz. La inauguración será mañana jueves a las 22 horas y puede contemplarse hasta el 27 de mayo


En la sala 'Espacio Aftasí' se presentará a partir del jueves 27 una
colección pictórica bajo el lema Kate busca su bolso y otras historias,
obra de la pacense María Paz López Sanjuan (Badajoz, 1983). Estudiante del último curso de Bellas Artes en la Universidad de Sevilla, ha publicado en boletines y revistas de comics algunos de sus trabajos. Ha obtenido una mención en el concurso La mujer en la pintura del Ayuntamiento de Badajoz y Caja Rural. Esta artista mezcla en su obra el mundo de la moda con un paisaje fantástico y colorista, mediante la combinación de la pintura con la técnica del collage. A los asistentes se les invita después al monólogo de humor que organiza la sala todos los jueves. La exposición podrá visitarse durante un mes, en horario de 16.30 a 00.00, y los fines de semana hasta las 4 de la mañana. La sala Aftasí está situada en la calle Alonso Céspedes, nº 9, en el Casco antiguo en Badajoz.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Mi amigo Casimiro

Por El Avisador - 25 de Abril, 2006, 22:09, Categoría: General

--¿Qué tal, padre, cómo estás?
Así saluda cuando nos vemos Casimiro. Porque Casimiro es uno de tantos prejubilados de Santa Marina que alterna sus escogidas horas de trabajo con las tareas directivas en la Asociación de Vecinos del barrio, una de las más emprendedoras y activas de la ciudad. Casimiro no es presidente, ni vecipresidente, ni secretario, ni tesorero. Ni ocupa puestos de alta responsabilidad, pero siempre está disponible en los segundos escalones en casi todas las actividades que se organizan al cabo del año. Casimiro es uno de esos todoterrenos prodigiosos que forman parte de los colectivos sociales de Badajoz. Casimiro, con sus 62 tacos, 6 hijos y 10 nietos, es un tipo encantador, educadísimo y siempre dispuesto para lo que se le pida. A Casimiro nunca lo he visto enfadado o molesto por algo o por alguien. Y conserva el buen gusto por el vestir como Dios manda, que sus chaquetas y corbatas son de lo mejor que se ven por Badajoz. Pero no va de señorito por la vida, que siempre está arrimando el hombro, sea en la gestión que sea. En sus tiempos mozos fue regente del HOY, responsable del afamado Club EDICA --el organizador, entre otras actividades, de la famosísima Caseta de la Prensa en las Ferias de San Juan de los años 70 y 80--, fundador de la Asociación de Vecinos de Santa Marina (1974), a la que ha vuelto hace tres años, y, en la actualidad y por si fuera poco, alma mater de la Sociedad de Pesca Santa Marina, creada en el 2004 y con... ¡100 pescadores de tierra adentro! A Casimiro, que vive en la plaza de Santa María la Cabeza, en sus "ratos libres" le gusta estar con su familia en el campo, donde tiene un cortijo. O irse de pesca con los amigos. O comer una liebre con arroz con sus compañeros de la Asociación vecinal. Casimiro, mi amigo, nunca dice no a nadie ni a nada. Casimiro y muchos como él, siempre en segundo plano, donde no hay brillo ni oropeles, son los que en Badajoz hacen posible que los colectivos marchen, que las cosas funcionen y que las actividades salgan.
Casimiro es... ¡Casimiro Urteaga Rodríguez, todo un señor!

Permalink ~ Comentarios (2) ~ Comentar | Referencias (0)

¡El Palacio de la Discordia!

Por El Avisador - 25 de Abril, 2006, 18:54, Categoría: General

A dos días de la inauguración del flamante Palacio de Congresos de Badajoz, la temperatura política en la capital extremeña se ha disparado. Parece como si saltaran chispas. Por un lado, la Consejería de Cultura de la Junta de Extremadura, encargada de levantar, edificar y poner a punto el singular edificio, al que quiere darle como nombre "Manuel Rojas", alcalde socialista que fue de la ciudad, y, por otro, el Ayuntamiento, propietario de los terrenos donde se levantaba la histórica y malhadada Plaza de Toros vieja, en la Ronda del Pilar --que tanta sangre inocente vio derramarse en agosto del 36, al inicio de la guerra civil española --, al que deberá revertir la edificación una vez construída, que se opone a un nombre tan partidario y sin consistencia histórica, al tiempo que retiró uno en principio --Manuel Godoy-- y ahora va a proponer otro --Ciudad de Badajoz--, se lamenta del ninguneo a que le tiene sometido la Junta.
Y, a todo esto, el pueblo llano, atónito por el espectáculo que le ofrecen sus responsables políticos, y que tanto daño está haciendo a la imagen de la ciudad. Y alguno, letrado, que, recordando la décima de Gregorio de Salas, en el XVIII --"Espíritu desunido anima a los extremeños..."-- dirá eso tan lacerante: "¡Ah, esos extremeños, como siempre...!"
En mi opnión, no es de recibo que un Edificio tan singular lleve el nombre de un alcalde, por muy grata que resulte su figura para sus correligionarios y amigos, entre los que me encuentro, del que guardo gratísimo recuerdo como padre de dos alumnos en mi querido colegio Juventud, constándome siempre su aprecio personal y el cariñoso trato hacia los míos. Para mí se trata de una imposición localista, un "trágala" de quienes, dentro de su partido, quieren quedar bien con su figura y con su familia. Cosa que les honra como amigos pero no como ciudadanos, que debieran tener la mirada puesta en un horizonte más allá de las casas de enfrente a las suyas. Como tampoco me parece razonable que el Ayuntamiento pacense haya dejado pasar tanto tiempo desde que se conocieran las intenciones del presidente de la Junta y de la Consejería de Cultura de dar el citado nombre, para reaccionar airadamente en los días previos a su inauguración.

DOS PODERES A LA GREÑA
Sabemos que la relación entre los poderes que afectan al Palacio, el local y el regional, son manifiestamente mejorables, por no decir que viven de espaldas uno del otro, que es decir, de espaldas a la realidad, a la ciudadanía, que lo que quiere es que la sirvan, que estén a su disposición, que para eso los votaron en su momento. Y no a que estén a la greña, un día por este asunto y otro, por otro. Que ejemplos hay para dar y tomar. Y eso que, por el bien de todos, están condenados a entenderse. Por eso, sigo sin comprender por qué Miguel Celdrán y Juan Carlos Rodríguez Ibarra, dos "monstruos" de la política que se entienden cuando quieren --que de tontos no tienen un pelo--, no han firmado la "Concordia de Badajoz" para los restos, que la ocasión del Palacio les venía pintiparada.
Los ciudadanos, los vecinos de Badajoz y, por ende, los paisanos de Extremadura y los foráneos que nos visitan temporalmente, no nos merecemos este tipo de actitudes, que se me antojan viscerales. Porque, y mira que han pasado días, pues todavía no conozco lo realmente importante de un Palacio de Congresos: quién lo va a gestionar, de qué manera, cómo se financiará, con qué personal, qué planes y objetivos de actuación tendrá, cuáles serán las líneas de sus programas y actividades, cómo va a incardinarse en los colectivos y en la cultura locales... Esto es lo que de verdad nos interesa a los ciudadanos, que lo otro me suena a pulsos de tetosterona para ver quién puede más. Porque, en el fondo, queda poco para las municipales próximas y hay que irse apuntando tantos de cara al electorado que, perplejo, asiste a un debate en los medios de comunicación que le sobrepasa y le irrita.
El 27 yo sí pienso ir a la inauguración del Palacio de Congresos, que para eso me han mandado una invitación. El momento, histórico, no quiero perdérmelo. Para después, si tenéis aguante, contarlo en este blog como mejor pueda y sepa.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

¡Bom dia, amigos!

Por El Avisador - 25 de Abril, 2006, 9:32, Categoría: General

Hoy, 25 de Abril, día de la mítica Revolución de los claveles de 1974, la que puso fin de forma pacífica al régimen dictatorial de la época, es una de las fiestas nacionales de Portugal y, como de costumbre, serán miles los visitantes que acudan a Badajoz a pasar el día, a hacer sus compras, a comer en nuestros restaurantes, a pasear por sus calles, plazas y rincones, a disfrutar, en suma, de una jornada de ocio y asueto. Esperemos que, también como de costumbre, se sientan en su propia casa. ¡Bom dia, amigos!

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

De libros y claveles

Por El Avisador - 25 de Abril, 2006, 9:13, Categoría: General

¡Qué acto más sencillo y más bonito el de ayer, en La Económica, celebrando el Día del Libro! Que se trataba de reunir al mayor número de socios, amigos y amantes de los libros en general para hablar de libros, libros y libros. Y, al final, intercambio y sorteo de libros entre los asistentes. A la entrada, todo un florido detalle, muy a la catalana: las féminas recibían un clavel. Y los caballeros, ¿qué? Pues eso, las buenas noches. Un detalle muy a la española. La entrada, sorprendentemente, escasa, un tercio más o menos del aforo.
--Pues en el HOY no viene nada --se lamentaba Augusto Rebollo, distinguido socio.
--Me parece que estamos fallando en la comunicación --decía Antonio García Salas, vicepresidente, con su proverbial sentido de la realidad.
El caso es que ellos se lo perdieron. Que  la mesa estaba compuesta esta vez por cuatro socios --y ninguna mujer, ¡qué raro!--, Juan Luis Cordero Carrasco, Francisco Lamoneda Díaz, Carlos Mª Sánchez Rubio y el propio Antonio García, Noni para los amigos. Y moderaba la cosa libresca Carlos Fajardo, el actual tesorero-secretario de La Económica, que lo hace mejor que el presidente de las Cortes, el Senado y la Asamblea de Extremadura juntos. ¡Qué calidad y saber llevar las intervenciones, oiga! Y cada uno de los presentes, libro en ristre, durante unos minutillos, con brevedad, como si fueran estudiantes en un examen, teníam la obligación de exponer las bondades de los libros que recomendaban. Así que el doctor Cordero hizo virguerías en un plis-plás con La España Imperial, de Henry Kamen, Lamoneda, con La Rebelión de las masas, de José Ortega y Gasset, Carlos, con La batalla. Historia de Waterloo, y Antonio, con El viaje a la felicidad, de su admirado Eduardo Punset. Y a fe que encandilaron a la audiencia, especialmente cuando llegó el breve pero animadísimo coloquio final, que algunos de los presentes, con trazas de conferenciantes y de sabérselo todo, también quisieron demostrar que leen libros, y de los gordos. Pero hubo uno de los ponentes que no pudo contentarse con un sólo libro a recomendar y... ¡sacando una chuleta, nos leyó una lista de 15 libros más, de todas las clases, estilos y autores, destacando sus bondades, especialmente para nuestros jóvenes estudiantes! Y fue el ilustre y letrado doctor Cordero, que dio la nota simpática y humanísima de la sesión.
Y, al final, lo bueno, con intercambio y sorteo de libros, donados por particulares, Instituciones, librerías y empresas editoras. Y como había menos asistentes de los esperados, que nos dan dos paquetes por barba. Y como yo iba con Pili, pues que al final, conseguimos reunir... ¡once libros! ¡He dicho bien, once, entre libros, librillos y libretos, con sus ISBN y todo! ¡Y sobraron libros! Así, que más contentos que unas pascuas la patronal y el arriba firmante. Con lo que tengo que felicitar a los organizadores por su amabilidad, generosidad y buen hacer.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Pregón sobre los Impuestos municipales

Por El Avisador - 24 de Abril, 2006, 19:28, Categoría: General

Hace una semana, todos los vecinos de Badajoz recibimos una carta y un tríptico informativo del concejal de Hacienda del Ayuntamiento pacense, Nicasio Monterde, en el que se nos dan una serie de informaciones, aclaraciones y detalles sobre el pago de los impuestos municipales de este año --vehículos, bienes inmuebles y actividades económicas-- para "el mejor cumplimiento de sus obligaciones y ejercicio de los derechos que le asisten". Como quiera que en él, inevitablemente, aparecen una serie de expresiones técnicas --palabros-- un tanto difíciles de entender por el pueblo llano --sujetos pasivos, recursos económicos, bienes inmuebles, tributos, exenciones, bonificaciones, etc.--, me ha parecido oportuno ponerme el chambergo y la gorra y sacar la trompetilla del perchero para lanzar el siguiente Pregón y ver si se entienden mejor las cosas:

De parti del Avisaó
sus jago sabé
qu'el tío Nicasio,
un concejalense mu serio y mu bien trajeao,
pero que no se riye nunca,
uno mu suyo, que no suerta prenda pa ná,
el baranda de las perras del Monecipio,
el que tié la cartilla
con tó lo que tenemus y debemus
en Badajó, tierra de Dió,
aónde s'acuesta uno y amaecen dó,
y si tarda en'amaecé, tré,
pos como sus decía, que m'enrrollo,
que'l Nicasio nos s'ha'scribío unas letrina
pa que nos'enteremus bien'enteraos
qu'a llegao la hora d'apoquiná
los impostores monecipales.
Y qu'hay que tené preparao'el parné
pa pagá lo de l'amoto y er coche,
y que no sus'escurráis er bulto, tíos,
que la gasolina está cara pa tós.
Que son los impostores
sobre los vínculos de atracón mesiánica,
pa que sus'enteréis bien enteraos, contri.
Que tamién hay qu'apoquiná
lo de la contribució,
por lo del piso de Badajó
 y la casina con la'huerta y el corrá
 que tenís en'er campo, s'ha joío.
Que pa que sus'enteréis mejón,
que no son los impostores
sobre los belenes y los muebles, que no.
Y aluego, tamién hay que soltar perras
si tenís una tasca, una durcería,
una tienda de condone o una churrería.
Pa que sus culturucéis
que se trata del "iae",
que queda más finoli,
aunque no sepáis qué puñetas quié icir,
pero que da lo mesmo.
A lo que iba, que ice el tío Nicasio en la papela
que tós semos'hojas d'un arbo,
que tós semos'importante p'al tronco,
no p'al Nicasio, colegas, sino pa Badajó,
y que si no cudiamos'el tronco,
Badajó, no el Nicasio, leñe,
que se pué quedá chuchurrío
y se vá a notá en la calidá de vía,
que tós queremo viví mejón
po lo que tenéisus qu'espabilá
y prepará la pasta
pa los impostores monecipales.
Que naide se pué escaqueá,
no seáis brutos, troncos,
vusotros, no el Nicasio, joé,
que si no apoquináis
sus pueden embalgá bien embalgao,
y qu'aluego vienen los mosqueo y las llantina.
Y que lo mejón es tené colocá la viruta
en la cartilla en los banco o en'er monte de piedá,
qu'asín es más fácil la dolorosa
y jasta nos'hacen un descuentino, tíos.
Asín que ya lo sabéis, colegas,
qu'hay que tené las perras listas
pa pagá los impostores monecipales,
y no dá quebraeros de caeza
al tío Nicasio, el probe,
que se quié jubilá en cuantito puea,
que no gana pa disgustos'hogaño.
Asín que leyeros bien leío la papela
y mirá el candelario de colorine bien mirao
pa sabé cuándo toca ca cosa.
He dicho.


Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Otros mensajes en Abril del 2006

Calendario

<<   Abril 2006  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog