25 de Marzo, 2006

VIII Congreso de Estudios Extremeños

Por El Avisador - 25 de Marzo, 2006, 14:17, Categoría: General

Este fin de semana ha sido muy ajetreado para este Avisador, por lo que las noticias y los asuntos se me han amontonado, no doy abasto, oiga. Pero a pesar de algunos retrasos, aquí seguimos dando cuenta de lo que pasa en Badajoz. Al menos, de las cosas que a uno le interesan y las conoce de primera mano, que uno no puede estar en todas partes ni esto es una Agencia de noticias. Y la principal de todas es que el jueves, 23, a media tarde, se inauguraba en el salón de actos de la Facultad de Biblioteconomía y Documentación de Badajoz, el VIII Congreso de Estudios Extremeños..., ¡24 años justos después del anterior (1982)! Con la sala llena hasta la bandera, la mesa de autoridades estaba formada por Eduardo Corrales, presidente del Congreso, Inmaculada Bonilla y Silvia González, diputadas de Cultura, respectivamente, de las Diputaciones de Badajoz y Cáceres, el rector de la Universidad de Extremadura, Francisco Duque y, presidiendo la mesa, el consejero de Cultura, Paco Muñoz. Y en un extremo de la misma, sin pinchar ni cortar nada, de invitado de piedra --fue el único que no intervino en el acto inaugural--, Manolo Terrón, el veteranísimo secretario, y a perpetuidad, de la Real Academia de las Letras y las Artes de Extremadura. Pili y yo, inscritos en su momento como asistentes, recogimos la documentación y la cartera obligadas, y nos enteramos que había inscritos unos 300 participantes, de los que 132 presentarían sus ponencias, algunos por partida doble. Las mesas eran seis: Innovación Tecnológica e Imaginación, Historia del Arte, Patrimonio y su conservación, Historia, Ciencias y Medioambiente, Geografía, Economía y Sociedad y, la última, Lengua, Literatura y Pensamiento. Eché de menos una dedicada a la Antropología, pues no en balde es la ciencia por antonomasia de la Sociedad y la Cultura, y qué menos en un Congreso dedicado a Extremadura, sus gentes y su cultura. Y en cuanto a la de Historia del Arte, me pareció excesivo que tuviera ponencia propia, por cuanto ya existía la de Historia, más que suficiente. Además, los estudios de Historia del Arte --con total respeto a los actuales profesores y especialistas, muchos de ellos de categoría contrastada-- están abocados a desaparecer según una normativa comunitaria, y deberán quedar englobados en la Historia, a secas. Por último --y esto es una apreciación puramente personal--, eché en falta a muchos investigadores y estudiosos de prestigio de Extremadura. Hubo muchas ausencias. También es verdad que hubo varios aplazamientos en cuanto a las fechas de comienzo y se barajaron otros escenarios, como el Palacio de Congresos. Tantos vaivenes pudieron haber retraído al personal.
Recobrando el hilo, el consejero dijo algunas cosas que me llamaron la atención: una, que "muchos de los retos del futuro en Extremadura se resolverán desde la Cultura", que había que seguir poniendo "pasión" y "tesón" en nuestras cosas, que los saberes, "además de difundirlos había que democratizarlos", que "no queden estancados como las aguas en un lago, que fluyan" y, lo que es más importante, que "habría que ir a la especialización" de este tipo de Congresos, hacerlos monotemáticos. Y, esto lo digo yo, no esta dispersión y diversidad de asuntos, temas e intereses, que lo que harán es llenar tres o cuatro tomos de las próximas revistas de Estudios Extremeños. Que tampoco es que esté mal, al contrario, pero me quedo con la idea de Paco Muñoz de unificar criterios.

CONFERENCIA INAUGURAL
Después del cafelito, servido divinamente en uno de los patios interiores --donde se puso a llover, mira por dónde--, volvimos a la sala para escuchar la conferencia inaugural. Era un viejo conocido, José Enique Campillo Álvarez, profesor de la UEx, que hablaría sobre La dieta de la dehesa. Alimentación saludable en Extremadura. Y, a pesar de que le hemos oido en charlas divulgativas y leido algunos de sus libros, me sorprendió el asunto y el autor para la conferencia inaugural, por cuanto considero que era más motivo de ponencia que de apertura de un Congreso que hablaba de Extremadura...¡24 años después! Con la sala repleta de profesores, políticos, concejales y diputados, ex-consejeros y ex-directores generales, estudiantes universitarios, periodistas, académicos, organizadores y gentes del común, el profesor Campillo nos dio un repaso más, con ayuda de diapositivas, estadísticas y gráficos, sobre los peligros que acechan en la alimentación actual, especialmente a nuestros niños y adolescentes, poniendo a un lado como ejemplo benéfico la dieta mediterránea, en nuestro caso, la dieta de la dehesa. Como conclusión, después de su extensa y documentada charla, nos repasó tres consignas o eslóganes, que nos valen para todos:
1ª La alimentación y el estilo de vida de los extremeños son manifiestamente mejorables. 2ª La dieta de la dehesa produce alimentos saludables. 3ª Las autoridades sanitarias deberían inculcar estos hábitos alimentarios en la población extremeña. ¿A que estamos todos de acuerdo?
Después, cada mochuelo a su olivo, en este caso, a la ponencia de Geografía, Economía y Sociedad --la que me interesaba--, donde daría su exposición el profesor de la UEx Gonzalo Barrientos Alfageme, con el título de Laudos y Lamentos de Extremadura. Muy interesante la conferencia --aunque algo monótona, leída en su integridad, podía haber utilizado algunos medios informáticos, ahora que tanto se usan--, donde hizo un repaso extenso y global --histórico, geográfico, cultural, económico, social...-- por los momentos y circunstancias que han ido conformando la personalidad de Extremadura a través de los tiempos y las épocas. Lástima que la "sauna" en que se había convertido el aula --techos bajos y con todas las lámparas encendidas y la calefacción puesta, con algunos asistentes a punto de la congestión-- nos privara de algunos momentos de atención de lo que, creo, debería haber sido la conferencia inaugural. Pero lo he solucionado, porque después de saludar al profesor Barrientos, al que conocí hace años en Badajoz siguiendo el camino de algunos partidos de corte extremeñista, quedó en mandarme su conferencia por Internet. Bonito detalle que ya os ampliaré cuando me llegue el tocho.
Pasado el sofoco y a punto del desmayo, salimos de la sala no sin antes escuchar al director de la Mesa, Eduardo Alvarado Corrales, que, dado el tiempo que quedaba, los 27 ponentes que intervendrían a continuación --entre ellos un antropólogo de la... ¡Junta de Andalucía!, Aniceto Delgado Méndez, que hablaría sobre Tiempos y espacios para el ritual en Extremadura-- tendrían ¡7 minutos cada uno! para leer sus trabajos. ¡Imposible! ¡Ni telegráficamente! Lo dicho, esperaremos a leer todos los trabajos tranquilamente cuando la Revista de Estudios Extremeños los edite en su momento.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Corrigiendo, que es gerundio

Por El Avisador - 25 de Marzo, 2006, 9:55, Categoría: General

Respecto al cambio de hora anunciado en mi anterior post, hay que corregir un lapsus que se ha deslizado: hay que cambiar la hora de las DOS a las TRES, no al contrario. ¿De acuerdo?

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

¡Cambia la hora, no te olvides!

Por El Avisador - 25 de Marzo, 2006, 9:47, Categoría: General

A las 2, serán las 3Que llegó la primavera y hay que ganarle horas al Sol... y alguna pasta al bolsillo. Por lo que esta madrugada cambia la hora, no te hagas el don Tancredo. Cuando sean las tres, deberás retrasarla y ponerla en las dos. Una hora menos, como en Canarias. Que son los cambios que, dos veces al año, nos vienen organizando en España, vía Unión Europea y desde 1974, con la primera crisis del petróleo, por la cosa del ahorro energético (luz, calefacciones, combustibles, petróleo, en su mayoría). Y que yo creo que es el chocolate del loro, inapreciable. Pero es lo que hay, colegas. Una hora menos que vamos a tener el domingo. Cuidado los que os levantéis bien tarde, a mediodía, con la resaca del sábado, sabadete, que al levantaros no sabréis bien si desayunar o almorzar. Y si hacéis las dos cosas casi seguidas, ¡a hacer puñetas el ahorro energético del día! Lo dicho, ¡cambia la hora, no te olvides! ¡¡Pero de todos tus relojes, no te olvides!!

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)

Calendario

<<   Marzo 2006  >>
LMMiJVSD
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31   

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog